martes, 30 de noviembre de 2010

BUCCINATOR - THE GREAT PAINTER RAFAEL



Buccinator - The Great Painter Rafael
(Basura! & Priority Records, 1994)

1-Velvet Humpers
2-Quick Quick
3-Jippy
4-Delusions Of Speedworm
5-Wind Blows Still
6-El Tweeko
7-None
8-Fruitcake
9-Cops And Neighbors
10-Frankel
11-Discipline The Fireman

AQUI.

NEW UNSANE EP!!


Con tres nuevas canciones, nuevo EP (por ahora en formato digital) de Unsane y primera referencia para una nueva casa discográfica: Coextinction Recordings, desde donde se puede descargar (previo pago).

Mucha más información aquí.

domingo, 28 de noviembre de 2010

A FEAST OF SNAKES 7"


A Feast Of Snakes 7"
(Dropkick Records, 2001)

1-Bow Legged Woman
2-In My Grip
3-Hello Dummy!
4-The Scent Of Lonliness

AQUI.

A FEAST OF SNAKES LIVE



A FEAST OF SNAKES LIVE
(At The Subterranean, Chicago, 5-8-2003)

AQUI.

A FEAST OF SNAKES - GHOSTS OF YOU



A Feast of Snakes - Ghosts Of You 7"
(Solid Sex Lovie Doll Records, 2005)

1-Ghosts Of You
2-Coal Black Heart

AQUI.

A FEAST OF SNAKES - DEMOS




A FEAST OF SNAKES - DEMOS

1-Skreachin´ & tunin´
2-Bow legged woman
3-Scent of loneliness
4-What you ain´t
5-Burning off the fog
6-Hello dummy
7-Coal black heart
8-Ghosts of you
9-In my grip
10-You chose me

AQUI.

ALEX CUERVO INTERVIEW (ENGLISH).

ENTREVISTA A ALEX CUERVO EN RUTA 66.

jueves, 25 de noviembre de 2010

PUSSY GALORE - THIS FRIDAY NIGHT ONLY


PUSSY GALORE - THIS FRIDAY NIGHT ONLY
(BOOTLEG LP, Supernatural Organization, 1988)

1-No Count
2-Just Wanna Die
3-Nothing Can Bring Me Down
4-Dead Meat
5-NYC:1999!
6-Trash Can Oil Drum
7-Uptight
8-Handshake
9-Hell Spawn
10-Alright
11-Die Bitch
12-Handshake
13-Kill Yourself
14-Pussy Stomp
15-Brick
16-Pig Sweat
17-Turd On The Run
18-Biker Rock, Loser
19-Cunt Tease
20-Spin Out
11-Get Out


AQUI.

POP CATASTROPHE´ INFO.

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Sightings


Sightings.

Una investigación del New York Noise, por David Manning

Capturado en Furious.

Traducido por Frog2000

(Enero, 2002)

No ha pasado mucho tiempo desde el once de Septiembre. Noche en Brooklyn. Espesas plumas de humo negro aún se arrastran por el cielo hacia nosotros. Recordando al Molloy de Beckett: “No puedo seguir, pero debo hacerlo.” Sin ningún descanso, por lo menos intentamos seguir mientras podamos.

Sólo sabrás dónde si alguien te lo dice, o a través de un flyer o por e-mail. La gente vagabundea por la calle de un sitio para otro, preguntándose si estará cerca del lugar de la cita. No es un club del todo, pero según se llega, hay un loft en una tercera (¿o segunda?) planta, con una puerta hasta el tejado y con un salón improvisado. La lista de canciones del grupo está garabateada en un papel cerca de la puerta y podrías llegar a preguntarte qué es lo que estás escuchando. Se supone que estarán también los favoritos locales Oneida y los genios del psycho japonés Acid Mothers Temple, pero quién se supone que va a tocar es algo intangible en el mejor de los casos.

Resulta que el listado de grupos también es algo intangible. Se supone que el primer grupo es Black Dice. Como no hay un verdadero escenario, tres figuras se acumulan en una esquina con algunos altavoces.

Se empiezan a agitar según la gente empieza a acercarse cerca de ellos por simple curiosidad. Según las olas de ruidoso castigo les golpean, unos cuántos retroceden y se retiran hacia el tejado. Algunas almas valientes vuelven otra vez con tapones improvisados. Pero no funcionan. Es demasiado. Un persona se quita su protección auditiva y descubre que al final hay una mancha de sangre. Otro espectador contiene una náusea y, finalmente, fracasa. El guitarrista Alan Licht observa el proceso de forma glacial, sin que parezca si lo aprueba o no.

De repente, me conmocioné. Nunca había visto a un grupo creando una atmósfera tan negativa en un concierto desde que fui testigo de la casi expulsión de Half Japanese del escenario (teloneando a Nirvana), cuando estaban aullando con gusto "U.S. Teens Are Spoiled Bums."

Semanas más tarde, me enteré de que ellos no eran realmente Black Dice, ya que su cantante estaba fuera de la ciudad. De lo que fui testigo fue de un fenómeno de la zona con el que probablemente tanto el NME como otros periódicos de fuera no se habrían quedado tan embobados como con the Strokes o Moldy Peaches. ¿Y quiénes eran ellos?

Sightings:

Mark Morgan- guitarra, voces
Richard Hoffman- bajo, voces ocasionales
Jon Lockie- batería



MM: El grupo empezó con John y conmigo haciendo jams durante un año desde Marzo del 97. Simplemente tocábamos juntos o con una sucesión de bajistas que, o estaban comprometidos con otros proyectos o no eran compatibles musicalmente. Puedo recordar claramente estar listo para dejarlo después de un año de estar intentándolo jodidamente hasta que finalmente nos juntamos con Richard a través de un flyer que encontramos por ahí, sobre Noviembre del 98. Tan pronto como empezamos a tocar juntos como trio, de inmediato nos pareció que sería posible poder hacer algo interesante. Ensayamos dos o tres veces por semana durante algunos meses y luego dimos nuestro primer concierto en un loft en Dumbo (Brooklyn). Aunque estábamos muy metidos haciendo lo que hacíamos en ese momento, debo decir que me inquieta pensar en lo que tocamos durante ese concierto y en los siguientes durante el verano y finales de 1999. Nuestros primeros intentos de escribir una canción nos cogieron con medio culo al aire y si se me permite decirlo, estábamos bastante faltos de vida (Jesús, por todo lo que sé, aún podrían llegar a considerarnos así). Ganchos idiotas, malos riffs, llámalo como quieras. Después de esas embarazosas incursiones inicales, decidimos empezar a “cantar” porque sentíamos como si nos faltase una voz principal (además, las bandas de rock instrumental son jodidamente aburridas.)

Aunque sólo puedo hablar por mí mismo, los principales intereses del grupo parecen ser el punk trashy/arty/fartsy. Los grupos o la gente que me vienen inmediatamente a la cabeza como influencias son Red Transistor, Yoko Ono (el período junto a la Plastic Ono Band), la cábala del No New York, Fushitsusha, High Rise, The Ex, Led Zeppelin, The Damned, algo de Krautrock y de la ola alemana de los ochenta (?), Cabaret Voltaire, etc... Ya sabes, todo el material hip en que los antiguos o actuales empleados de tiendas de discos de New York parecen estar interesados durante estos días. A pesar de que los habituales músicos orgullosos siempre dicen: “preferimos no tratar de imitar toda la mierda que nos gusta” (“Jódete, tío, ¡nosotros no sonamos como esa mierda”). Nos parecíamos a varias bandas que nos marcaron, pero luego empezamos a ensayar y, ehm, tocar en directo. Pensar en tu colección de discos mientras estás haciendo una jam con algunos riffs, probablemente no sea la mejor idea del mundo.



Cuando empezamos, fuimos a por todas con simplistas riffs wham-bam-gracias-tío de dos minutos, algo totalmente energético. Pero luego, después de un tiempo, decidimos empezar a movernos en una dirección más basada en las jams, mientras intentábamos mantener alguna apariencia de estructura. Supongo que el concierto que viste hace poco es el resultado de que los últimos meses hayamos rechazado un poco el punk. Nuestra máxima siempre ha sido que no tuviésemos ningún problema con lo que tocásemos, pero que siempre lo haríamos con total intensidad. No siempre hemos tenido éxito a la hora de respetar dicha idea, pero es lo que buscamos.

En cuanto a lanzamientos, lo único es un single en Freedom from que lanzamos la primavera pasada. Básicamente representa nuestros días de rock más straight edge, pero creo que tiene cosas que merecen la pena. Lo que ya hemos grabado es un LP para Load que debería salir el próximo mes o el siguiente. Tambíen tenemos un EP que un pequeño sello de NYC sacará durante este invierno. Hasta el momento, todo el material se ha grabado en cuatro pistas. Hemos ido al estudio unas cuantas veces pero no nos hemos quedado satisfechos con la calidad de sonido. Para nuestro gusto, es un poco bastante limpio.

LA MALDICION DE SIGHTINGS: Tres razones para que un grupo no aparezca con ellos en un compartido.

1-No puedo recordar el nombre de la primera banda (creo que había gente de Dazzling Killmen y supuestamente sonaban un poco como This Heat), pero se supone que ibamos a hacer un 12” compartido y se disolvieron unos meses después de comentar que estaban de acuerdo.

2-Ben, de Load (Records) sugirió a continuación que hiciésemos un split con Le Shok. Es algo cool, lo haremos. Se supone que Le Shok van a ser grandes así que supongo que nos dará màs fans potenciales. Entonces se separaron o tuvieron una sobredosis, o se reformaron bajo otro nombre, o cometieron alguna de esas acciones cáusticas que hacen los rockers jóvenes.

3-Al no darse cuenta de que el destino no quería que hiciésemos un disco compartido, Ben intentó contactar con Glass Candy. No pudo localizarlos (pero por otra parte no se disolvieron), así que finalmente Ben sólo dijo que lo jodan, vamos a hacer todo un disco. Por lo tanto, no hay ninguna esperanza de que podamos construir la sinergia que va implícita en sacar un compartido.



Otro interrogatorio.

DM: ¿Qué verdad existe detrás de los rumores sobre la descarada ambición del grupo? ¿Es verdad que tus amigos y familiares ven a tu banda como una mina de oro que les gustaría explotar?

MM: Mis padres fueron claros con ese asunto después de años tratando de explicarles que la banda es un pequeño hobby para, estrictamente, divertirme (y también es un hobby caro). Teniendo en cuenta que no es que tenga exáctamente un oficio, quizá estaban esperanzados en que tendría alguna recompensa financiera potencial que recoger de la música mundial. Y eso lo piensa gente para la que hemos tocado algunas canciones de Sightings. Sin embargo, cito a mi mamá: “Es mucho más musical de lo que esperaba”.

Respecto al tema del dinero en efectivo, una amiga le dijo a Richard una vez que nosotros hacíamos esto sólo por el dinero y preguntó que qué es lo que haríamos si no funcionaba el grupo. Uhhhhh...

Y alguien cercano a la banda también nos preguntó que cuándo ibamos a dejar nuestros trabajos. Tendrá que permanecer en el anonimato.

DM: Una vez comentaste que tienes un montón de cosas de las que quejarte y que querías ofender a la gente lo máximo posible. ¿Cuáles son exáctamente esas quejas? ¿Cuánto éxito están alcanzando tus ofensas?

MM: Para ser totalmente honesto, estaba siendo absolutamente sarcástico cuando dije que estaba buscando “ofender” a la gente. Sólo estábamos vacilando un poco y poniendo caras estúpidas en escena. Nuestros discos son como una especie de lo-fi, realmente no es una actividad ofensiva de verdad. Sí, yo mismo he sido algo reaccionario conmigo mismo, pero respecto a salir y ofender a la gente, nah.

En cuanto a mis quejas respecto al estado actual de la música rock, sin comentarios. Actualmente soy un tío moderado, así que voy a dejar las cosas tal cual. Richard nos será más útil con sus quejas sobre la música actual: “esa mierda apesta”.

lunes, 22 de noviembre de 2010

PICASSO TRIGGER - BIPOLAR COWBOY




Bipolar Cowboy is, in almost every respect, a more lo-fi and punk-influenced release than most of the band's earlier work. By featuring the band's angular, scratchy side (and dropping some of the Southern riff-rock leanings that hampered Fire in the Hole), the record asks to be taken much more seriously than other releases, creating a trashier, more Southern counterpart to the riot grrrl acts of the Northwest. Judging by these standards, Bipolar Cowboy is the band's best release. ~ Nitsuh Abebe

Melody Maker (10/7/95, p.39) - "...A willfully lo-fi X-Ray Spex....if Poly Styrene had been born in Raleigh, NC, USA she'd sound just like this--great....straight-ahead punkin'/bumpkin country music. A little treasure."

Picasso Trigger - Bipolar Cowboy CD
(Alias, 1995)

1-Serve This
2-Jackrabbit
3-Hot Rod Luvr
4-The Towel Song
5-Narcon Milk-Shakes on Sale Today
6-Fried Fish and Cole Slaw
7-Coco with Skim Milk
8-O.C.S.
9-Reverend Money Waters
10-Club Joiner
11-T-Rash Soundtrack for a T-Rash Heart
12-Jiminy Slim
13-Riot Girrrls Taste Like Chicken
14-Let You Down
15-Jerry Bomb
16-City Slut Slander
17-And You Are?
18-Carteret County Castes
19-Buckshot Goodbyes

AQUI.

domingo, 21 de noviembre de 2010

PICASSO TRIGGER LIVE



PICASSO TRIGGER LIVE

* COUNT TO TEN (9-NOV-93 AT SMOKIN´ JOE´S IN CHAPEL HILL, NC)
* QUEENIE (9-NOV-93 AT SMOKIN´ JOE´S IN CHAPEL HILL, NC)
* VALENTINE (9-NOV-93 AT SMOKIN´ JOE´S IN CHAPEL HILL, NC)
* MATARCHER (9-FEB-94 AT BREWERY IN RALEIGH, NC)
* THE MAN´S FAULT (9-FEB-94 AT BREWERY IN RALEIGH, NC)

AQUI.

PICASSO TRIGGER - PLUTONIUM EP



Picasso Trigger - Plutonium
(Jettison Records, 1992)

A1-Colossal Man
A2-Terminator Hank
B1-Brown
B2-Love Pot 69

AQUI.

PICASSO TRIGGER - T´AINT


Picasso Trigger - T'Ain't
(Alias Records, 1994)

1-Lo-fi Tennessee Mountain Angel
2-455
3-Infinite Belching Baby Boy
4-Red Headed Retard
5-Kiss Me Where It Counts
6-Anti'd

AQUI.

PICASSO TRIGGER - FIRE IN THE HOLE!



Picasso Trigger - Fire In The Hole!
(Alias Records, 1994)

1-Rub A Dub
2-Expect
3-Valentine
4-Get Up
5-Matarcher
6-Bean Pole
7-Sheltie
8-We're Going Down
9-The Man's Fault
10-Remind Us
11-Queenie
12-T.V. Mind
13-Mi Lápiz Es Muy Grande
14-Colossal Man
15-Count To 10

AQUI.

viernes, 19 de noviembre de 2010

DOS ENTREVISTAS CON PETER DAVID


ENTREVISTA CON PETER DAVID. (Comic Book Resources (2007) Traducida por Frog2000.

Robert Taylor: ¿Qué tal va todo?

Peter David: Me va bastante bien. Estuve jugando a los bolos anoche. y perdí en la primera jugada, pero gané la segunda, empaté la tercera y gané la más importante. Resulta entretenido ejercer de padre otra vez y ocuparme de Caroline.

RT: ¿Has visto últimamente alguna buena película o algo en TV que te haya gustado?

PD: Acabo de empezar con una serie de TV que lleva emitiéndose desde hace ya mucho tiempo, pero que hasta ahora nunca me había llamado la atención. Se llama “Scrubs”. Cuando empezó vi un par de episodios, pero ninguno de los personajes me enganchó lo suficiente, y como también la cambiaban de hora no podía seguirla.

Pero entonces empecé a ir de forma regular al gimnasio, y allí se estaba emitiendo en Comedy Central por las mañanas. Una de las cosas que hacía en el gimnasio era utilizar una máquina que tenía instalada una pantalla de TV. Empecé a ver la serie y me enganché, y ahora la sigo viendo fielmente todos los jueves, poniéndome al día gracias al canal Comedy Central.

Si te refieres a la reciente ola de nuevos programas para televisión, "Héroes" me ha parecido enormemente divertido. Debo ser una de las pocas personas a las que les ha gustado el nuevo show de Aaron Sorkin “Studio 60 on the Sunset Strip,” aunque había un episodio que me hizo darme cuenta de que Sorkin había perdido la oportunidad de hacer todo lo que podría haberse hecho en esa serie. Era un episodio en el que el público se podía dar cuenta de que ese viejo tipo que aparecía en la serie también lo había hecho en "Studio 60" durante los 50, y empezaba a hablar sobre lo que había significado tener que lidiar con el McCarthismo y con la gente que censuraba los guiones, y que me condenen si aquello de lo que hablaba no era mucho más interesante que el propio “Studio 60”. Me hubiese gustado que hubiesen cogido a ese reparto de los cincuenta y lo hubiesen incluido en la serie actual. Me gustaría que hubiese un programa de TV que se enfrentase a la progresiva invasión de nuestra intimidad por parte del Gobierno, porque podría decirnos mucho del mundo en el que estamos viviendo en la actualidad. Sería difícil que alcanzara el éxito, pero también creo que sería todo un acierto.
A la familia David también nos encanta "Friday Night Lights." Una de las jóvenes estrellas es fan de los comic-books. Cogió y se me presentó en la Dragon Con, y me comentó que saldría en un programa de TV interpretando a un quaterback tullido, y también dijo que era un gran seguidor de mi trabajo. Y ahora también nosotros somos unos grandes seguidores del suyo.

RT: Yo so
y una de esas personas que está hecha un lío y que se aferra a los programas de TV que están a punto de cancelarse, por eso creo que debería conocer más cosas...

PD: Por lo general, soy lo suficientemente afortunado como para saber cuáles son ese tipo de programas y evitarlos. Se me ha roto el corazón muchas veces. Me da mucha pena. Pero mostrar mi apoyo a un programa de TV no marca ninguna diferencia, porque no somos una de esas familias Nielsen, y por lo tanto tampoco importa tanto si vemos o no la televisión.

RT: Hablando de ello, ¿has visto la última temporada de "Veronica Mars"?

PD: Conocí a Kristen Bell en la Wizard Con. Es una chica muy dulce. He de admitir que el desarrollo de la primera mitad de la temporada no me emocionó demasiado, porque fueron doce episodios repletos de violaciones. Oh. Dios. Mío.

RT: Y entonces se convirtió en algo donde media docena de chicas falseaban una violación.

PD: Para empezar, me parece un tema desagradable que nunca parecía detenerse, y luego está toda otra línea argumental que también me parecía muy desagradable. Es como ese viejo chiste sobre dos ancianas que están protestando en el vestíbulo de un hotel y empiezan a discutir sobre el servicio y la comida. La primera dice que la comida es terrible y la otra le da la razón y añade que encima las raciones son demasiado pequeñas.

Considerando que lo que se intenta es incrementar la audiencia, creo que el guión sobre la violación durante la primera mitad de la temporada no era el camino a seguir. Estaba deseando que me ofreciesen algo más. S
i quieren hacer algo más que un guión sobre un asesinato, ¿por qué no hacer, por ejemplo, que se queme la oficina del periódico de la Universidad en donde está trabajando ella o algo parecido?
También me lo he pasado muy bien con "Smallville."

RT: No he visto la última temporada.

PD: Entonces, ¿te has perdido a Green Arrow!?

RT: ¡Lo siento!

PD: Y ahora tienen a la Liga de la Justicia freak al completo ¡e incluso también tienen al Detective Marciano!

RT: La pillaré en DVD.

PD: ¿No sueles pillarte los comic books mensualmente y luego te haces también con el recopilatorio?

RT: No, sencillamente me compro todos los cómics mensuales que me puedo permitir. Tengo clase hasta las nueve los jueves, así que esa es mi pequeña excusa.

PD: Me parece trágico que no lo sepas, pero me gustaría avisarte de que han inventado una asombrosa máquina que es capaz de grabar programas de TV mientras estás fuera de casa. Por sesenta pavos te puedes comprar un grabador de vídeo.

RT: Soy tan vago que actualmente lo consigo todo por iTunes.

PD: ¿Está esa serie en iTunes?

RT: Todavía no, todo lo que tienen es "Supernatural" y "Veronica Mars." Pero prometo pillar la última temporada en cuanto aparezca en iTunes.

PD: Bueno, eso espero, porque te tendré que poner a prueba.

Me avergüenza admitir que el Detective Marciano aparecía brevemente ¡y que no supe cuándo lo hacía! Es algo especialmente embarazoso, porque se pueden encontrar Oreos a lo largo y ancho de todo el episodio. No sé si es que simplemente no presté demasiada atención, pero no me dí cuenta de quién era.

Cuando Bob Greenberg me habló sobre el cameo, yo me quedé en plan “Ah, ¿era ese?, menudo hijo de puta!”

Lamentablemente, nunca he sido lo suficientemente listo como para decir las cosas de forma calmada, y eso es algo que hace que parezca un bufón que no tiene ni idea de nada.

RT: Está bien, admito que no me gusta demasiado "Smallville," algo que es bastante malo. De todas formas cambiemos de tema y hablemos sobre cómo entraste en el negocio con los guiones de "Spectacular Spider-Man".
PD: Técnicamente entré en el negocio porque era el gerente de Ventas Directas de Marvel. Estuve trabajando en esa sección durante varios años, y además era escritor.

Pensaba que estaría bien diversificarme si empezaba a guionizar cómics, pero cada editor con el que me reuní para hablarlo me puso trabas, porque en esa época había una amplia división entre lo que era el entramado editorial y el de ventas. El punto de vista oficial de la editorial era simple: si alguna persona tenía algún tipo de habilidad creativa, debería estar ya trabajando para la editorial. Si estabas trabajando en alguna otra cosa debía ser porque no tenía ninguna habilidad creativa.

Pero en mitad de todo este panorama había un editor que se llamaba Jim Owsley. Owsley era editor asistente, y siempre estuvo contento con lo que yo hacía, porque parecía que yo le tenía mucho respeto a su cargo. No estoy diciendo que no lo tuviese, pero creo que él lo sabía.

Cuando entraba en la oficina del editor para buscar alguna información, me dirigía directamente a Jim y le pedía ayuda. Para mí era algo bastante obvio que era el que mejor me podía ayudar. Pero cuando entraba otra gente en la oficina preguntando si estaba el editor y Jim les decía que “no”, ellos simplemente se largaban. Esto era algo que le irritaba mucho.

El hecho de que no dudase en concederle el respeto que yo sentía que se merecía resonó en su cabeza. Entiéndeme, no estaba intentado manipularle ni nada así, sino que simplemente lo hacía porque necesitaba ayuda y el editor en jefe no estaba allí. Yo estaba ocupado intentando hacer mi trabajo.

Lo más relevante de la situación no fue solo que yo me llevase bien con él, sino que finalmente Jim se convirtió en editor y le pusieron al cargo de Spider-Man, el personaje insignia de Marvel Comics.

De repente, toda la gente que no tenía tiempo para Jim, o que no le consideraba lo suficientemente relevante como para hablar con él, se intentó convertir en su mejor amigo y colocarle las historias de Spider-Man que querían escribir. Por supuesto, Owsley sabía muy bien que estas eran las personas que en su día no tuvieron tiempo para él cuando tan sólo era un editor asistente.
Y en esto llegó Peter David, el tío de ventas que nadie quería tocar ni con una picana de diez metros. Le dije a Jim que tenía ideas para una o dos historias de Spider-Man y Owsley cerró la puerta y me preguntó por ellas, porque como yo había tenido tiempo para él cuando era asistente, él tenía ahora tiempo para mí. Y le gustaron mucho las ideas que le presenté, así que me las compró y luego las editó en “Spec. Spidey.”

Esto supuso un escándalo de mucho cuidado en la editorial.

RT: ¡No puedes estar hablando en serio!

PD: La idea de que Jim estuviese poniendo a ese tío de ventas en el título insignia de Marvel no fue demasiado bien recibida. La filosofía era la de que Spider-Man era un personaje para el que necesitabas una gran experiencia antes de que se te permitiese acercarte a él. De hecho, había una persona en la editorial que dijo “¿y qué será lo siguiente, contrataremos a la gente de suscripciones?” Aparentemente nunca se les ocurrió que a la gente de suscripciones también podrían ocurrírseles buenas ideas para crear historias.

Durante todo el tiempo que estuve escribiendo en Spidey, Owsley estuvo sufriendo una tremenda presión por parte de todos aquellos que querían quitarme de la serie. Después de un año tuvo que ceder a las presiones y me quitaron del título.

Pero entonces Bob Harras se acercó para hablar conmigo. Aparentemente, alguna gente de Marvel se había tomado la molestia de leer a ese tío de las ventas de libros y había visto que sus historias eran medio decente. Harras se me acercó porque no tenía a nadie para escribir “Hulk”, ya que la serie no le interesaba a nadie. Desde el punto de vista de las ventas estaba moribunda y a Hulk se le consideraba como un personaje unidimensional.

Y como Hulk era un personaje que no le interesaba a nadie, Harras pudo ofrecérmelo sin provocar ninguna controversia o algún desastre político.
RT: ¿Te gustaba el personaje?

PD: No tenía ningún interés en escribir el personaje de Hulk. Nunca lo había tenido. Pero a pesar de todo me empecé a interesar en él cuando me dijeron que lo habían convertido en el Hulk Gris con rasgos de matón. Les dije que me haría cargo de la serie y me figuré que duraría unos seis meses…

Doce años después.

RT: ¿Cambiarías algo de toda tu carrera?

PD: Hay algunas historias que escribiría de una forma diferente. Actualmente he releído historias que me han provocado una mueca dolorosa, porque creo que están sobre-escritas. La gente recuerda con mucho cariño el “Hulk” número 340 y todo lo que puedo ver yo son los fallos importantes.

Cuando hicimos "Heroes Reborn", hubo un breve período de tiempo en el que la serie de Hulk fue cancelada. Y gracias al apoyo masivo de los fans Marvel cambió de parecer, pero eso me hizo ponerme contra la pared, porque intentar equilibrar las historias que quería contar y las ramificaciones de "Heroes Reborn" me pusieron bajo una presión increíble. Entre "Onslaught" y "Heroes Reborn," y por culpa de la editorial, la serie se salió de sus raíles por completo. Cuando me enteré de que iban a cancelarla y que tendría que escribir historias que se adaptasen al "crossover", estuve considerando muy seriamente renunciar al trabajo. Con esas restricciones me parecía que no sería capaz de producir historias que mereciesen la pena.

Pero luego pensé que realmente tenía que aguantar por los aficionados y hacer lo mejor posible en medio de toda esa situación tan negativa. Así que hice lo mejor que sabía hacer, aunque visto en retrospectiva, cuando intentas hacer lo mejor posible en una mala situación, el resultado también puede ser un mal comic book. Cuando estuve haciendo Hulk en aquella época era completamente infeliz.

En cuanto "Heroes Reborn" quedó atrás y Kubert se subió a bordo, sentí que la serie volvía a ser tan buena como siempre. Desafortunadamente, habíamos sufrido una hemorragia de lectores durante la época de las malas historias y también por culpa del fiasco de "Heroes Reborn". Cuando todo retomó su rumbo teníamos otros lectores, pero el daño ya estaba hecho.
RT: ¿Podrías comparar los crossovers de siempre con los crossovers casi constantes que afectan tu trabajo en la Marvel actual?

PD: Cuando me hice cargo de "Friendly-Neighborhood Spider-Man" sabía que el trabajo sería peligroso. Spider-Man es el personaje bandera de la editorial, y si van a hacer cruces con otras series siempre se verá afectado por ellos y será extremadamente difícil trabajar en la colección. Podía trazar los planes a largo plazo de lo que quería hacer, pero todo lo que estaba ocurriendo a mi alrededor echaba mis planes a la basura.

Tenía todo un arco argumental planeado que transcurría en el colegio y entonces, de repente, Peter Parker era desenmascarado durante la "Civil War." Tuve que encarar una nueva situación en donde todos los villanos sabrían que él estaba trabajando
 en el colegio, así que decidí hacer una historia en la que los villanos lo atacasen allí, pero entonces me dijeron que eso es lo que ocurriría en "Spec. Spidey." Y por eso mi paso por la serie fue tan problemático. 

Siempre te encuentras bailando tan rápido como puedes, aunque hacerlo sea algo muy difícil.

Además, cualquier villano que quisiera usar en "Friendly Neighborhood Spider-Man" me causaba problemas, porque entraba en conflicto con lo que ocurría en el resto de las series. Cualquiera de los villanos acababa de utilizarse en otra serie o iba a ser utilizado en una tercera. Sólo pude utilizar a los villanos que quería en los últimos números.

La serie empezó a convertirse en lo que yo quería a partir de su número once. Hasta entonces fue algo bastante frustrante, pero no le puedo echar las culpas a nadie de Marvel porque, como ya he comentado antes, cuando cogí el trabajo sabía que sería peligroso. No sabía cuánto, pero sí sabía que lo sería.

Pero sólo fue a partir del arco argumental con Misterio cuando sentí que empezaba a tener algún aprecio por la serie. La fortaleza de Spider-Man siempre ha residido en sus personajes secundarios, y nunca he confiado demasiado en que los secundarios de Spidey sean los Vengadores. ¿Por qué hacer algo así cuando el personaje dispone de los mejores secundarios de la historia de los cómics? Así que intenté traerlos de vuelta de una forma agresiva.

A alguna gente no le gusta lo que hice con algunos, como con Flash Thompson. Me lo traje de vuelta con amnesia para que se olvidara de que Peter y él habían tenido una relación tan estrecha. Algunos fans se quejaron de que me estuviese deshaciendo de años de valiosas aportaciones del personaje, y creo que estaban en lo cierto.

Pero lo cierto es que hasta ahora había estado en coma, y quería hacer alguna especie de reflexión sobre esa situación.
La alternativa habría sido hacer un número tras otro de terapia física, ¿pero no crees que es algo que no suena demasiado bien?

RT: Uh, creo que no.

PD: Y entonces saldría del coma y Peter estaría varios números ayudándole a caminar de nuevo. Jeez, suena bastante aburrido. Puede que fuese edificante para la gente que tiene problemas para caminar, y tiene toda mi consideración, pero aún así no suena como algo que pueda entusiasmar al fan del cómic habitual. Así que pensé que el impacto producido en Flash sería mental y no físico.

Habrá repercusiones, porque Peter sigue recordando toda la evolución del personaje de Flash. Cuando me dijeron que Peter sería desenmascarado, me cogió desprevenido y no supe qué haría con Peter y Flash, pero también creo que me ofreció algunas nuevas oportunidades. En cuanto Flash escucha que Peter es Spidey, su primera reacción es negarlo todo, y luego, cuando comprende que es cierto, la situación se convierte en una nueva línea argumental.

Y en cuanto acepta la verdad, empieza a actuar como si fuese el mejor amigo de Peter. Esto es algo que irrita mucho a Peter, porque anteriormente llegaron a una situación en la que fueron los mejores amigos, pero ahora no sabe si su forma de actuar es sincera o sólo se está dejando llevar por el hecho de que él es Spider-Man. Eso nos lleva hasta otra trama argumental que no podría haber comenzado si no llega a ser desenmascarado en Civil War.

En lugar de ver a los crossovers como algo que corta mis guiones por la mitad, tienes que intentar darte cuenta de los argumentos que pueden originar y combinarlos con los tuyos.

----------------------------------------------------------------

Cuando era un chaval, una vez entré en el ACME de mi barrio y me tropecé con un estante lleno de cómics. Me acerqué y examiné la balda hasta que mis ojos se posaron sobre la Supergirl #3 de Peter David, e inmediatamente lo agarré y le pregunté a mi abuela si me lo podía comprar.

Ella lo ojeó rápidamente, arrojándolo después sobre la balda con un definitivo "no."

Un año después, cuando ya me había convertido en coleccionista de cómics, "Supergirl" fue una de las primeras series de continuará de las que me había vuelto adicto, así que localicé el Supergirl #3 y pude observar que era un crossover con "Final Night". En él morían chicos jóvenes, algunos eran apuñalados con carámbanos y había violencia por todos lados. Realmente no veo por qué mi abuela no me dejó leerlo.


De todos modos, me enamoré tanto de "Supergirl" que cuando DC la canceló en el número #80, le escribí una de aquellas desagradables notas al editor amenazándolo con no volver a comprar un cómic de DC. Oh, así eran aquellos tiempos…

El caso es que tanto Peter David como Linda Danvers tuvieron un enorme efecto en mis primeros días como lector de cómics, lo cuál ha hecho que la segunda parte de esta entrevista sea muy importante para mí. Puede que te preguntes que cuánto lo ha sido. Bueno, es mejor que lo compruebes por ti mismo…

Entrevista con Peter David en la WonderCon, Febrero, 2006. Traducida por Frog2000.

Robert Taylor: Volvamos sobre "Hulk" durante un minuto y comentemos la idea de matar a Betty, ¿de acuerdo?

Peter David: Si hubiese sabido que iba a estar fuera de "Hulk" en menos de un número o dos, nunca la habría matado. Nunca.

Me enteré como si me hubiesen atropellado y se hubiesen fugado. Todo el asunto se desencadenó por lo siguiente: Bobbie Chase y yo estábamos discutiendo la futura orientación de la serie, y Bobby me dijo que en lo que a mí se refería, Betty era intocable porque era el personaje favorito de mi esposa. Luego me dijo: "No quiero ser demasiado poco delicada, pero tu esposa te ha pedido el divorcio, ¿no?" Y yo dije: "Sí..." Y ella me contestó: "¿y eso todavía te hace querer conservar a Betty?"

Y yo dije: “No, matemos a esa puta”. Bueno, no fue exáctamente así. Le dije: "Bien, está calcinada”.

La idea era que Betty ejercía de núcleo emocional y ancla con la realidad de Bruce. El concepto de cómo podría Bruce hacer frente al mundo si desaparecía su ancla tenía un potencial gigantesco. Era una historia que nunca habría hecho si mi matrimonio no hubiese fracasado, porque ni siquiera habría soñado en llegar a matarla. Pero como mi esposa se había ido, el círculo de seguridad del personaje también lo había hecho.
Así que matamos a Betty. Y entonces la gente que estaba por encima de Bobby notó una bajada en las ventas de la serie que yo pensaba que se debían a las historias de mierda que había hecho en la época de "Heroes Reborn." Sin embargo, ellos me comentaron que lo que haría que subiesen las ventas era una serie de historias en las que Hulk no fuese nada más que una bestia salvaje que fuese aplastando cosas. Aparecerían una serie de estrellas invitadas que recibirían una paliza mientras el personaje seguía arrasando el Universo Marvel durante un año o dos más.

Escribir esas historias no me parecía muy interesante. Maté a Betty para poder contar historias que explorasen lo que le puede pasar a un hombre al que le privan de su ancla emocional, lo cuál he de admitir que en esa época en particular parecía bastante personal. Así que si podía hacer historias de un hombre que se encuentra emocionalmente a la deriva, podría hacer también algunas increíbles historias que provenían de las profundidades de mi corazón, de mi alma y de mi desesperación, lo cuál podría haber resultado en una buena lectura.

También me preocupaba destruir las ventas si llevaba la serie en esa dirección. Y también creía que después de 12 años escribiendo una serie de gran profundidad emocional, la gente no estaría interesada en leer de nuevo el Hulk que Aplasta, que es lo que quería que hiciese Marvel.

Así que le dije a Marvel: "No." Y la respuesta de Marvel fue que tuviese cuidado con la puerta al salir para que no me golpease con ella. Y Bobby, que se quedó devastada, me dijo que tenía un sólo número para cerrarlo todo. ¡Un número! En un principio tenía planeado quedarme en la serie hasta el número 500. Tenía historias suficientes para estar dos años más por lo menos, y en el número 500 lo dejaría. Pero en cambio no pude llegar a tanto.

Así que escribí mi último número y me marché. Y entonces, cuando todo el mundo empezó a preguntarse qué es lo que estaba haciendo, les dije que se leyesen ese número. Pero lo que hacía que el concepto de matar a Betty me resultase atractivo no fue por aniquilarla sin más, sino por las consecuencias que acarrearía. Pero matarla y marcharme de la serie... ¿por qué demonios iba a hacer algo así? Básicamente era como arrojar basura hacia los fans, dejando la tierra quemada tras de mí mientras les decía: “¡hasta pronto mamones!”.

RT: Y entonces, cuando volviste a “Hulk”, Betty salió finalmente a la superficie. ¿Estaba planeado? ¿Cómo se te ocurrió esa idea?

PD: Esa historia estaba destinada a aparecer como una serie limitada. Bueno, en realidad la intención era lanzar una serie sobre "Ultimate Hulk". Pero entonces Marvel decidió que no la querían, pero a Joe Quesada le gustó mucho la historia, así que me preguntaron si quería reinventarla para el Universo Marvel regular. Así que la rehíce.

Después de dos números nos enteramos de que Bruce Jones abandonaba el barco y se marchaba para trabajar en DC. Tengo que admitir que me asombró mucho cuando me enteré. Marvel se había pasado tres años castigándonos publicitariamente y sin cesar con la etapa de Bruce Jones en Hulk. ¡Increíble! Yo estuve en Hulk doce años y nunca tuve ni una fracción de la publicidad que él había conseguido. ¡Habría matado por ese tipo de cobertura publicitaria!

Y el resultado fue que Bruce se convirtió en alguien importante en el negocio y luego se marchó a DC, y entonces me quedé como atontado. Habéis hecho todo esto por él durante tres años, algo por lo que yo reptaría por encima de cristales rotos para conseguirlo. Luego me dijeron que iban a cerrar la serie regular durante un año, mientras estaba apareciendo mi mini-serie, pero luego pensaron que lo que harían sería coger la mini-serie e incluirla dentro de la serie regular. Y yo me puse en plan: “Oh #&@!” La historia que estaba escribiendo no estaba diseñada para formar parte de un arco regular o para continuar lo que Bruce había estado haciendo antes. Así que hice lo mejor que pude y rediseñé el arco argumental para que al menos continuase de forma desesperada el seudo-comprensible arco que Bruce había hecho previamente.

Fue algo… problemático. Había bastantes cosas de su historia que me habían gustado, particularmente el dibujo de Lee Weeks, que pensaba que era fantástico. Y también me gustó la forma en que se presentaba a la hija de Pesadilla. Me gustó mucho. Y me habría encantado explorarla un poco más, porque podría haber sido muy divertido. Pero en general, la línea argumental mostraba los errores evolutivos de un arco que había pasado de ser un "Ultimate Hulk” a convertirse en una serie limitada de Hulk, y de ahí a formar parte de la serie regular.

RT: ¿Sigues leyendo colección de "Hulk"?

PD: No. No tengo nada contra Greg, pero no suelo leerme una serie cuando me marcho y la dejo atrás. Mi problema es que me supondré que todos los personajes están mal escritos. También me sirve de ayuda, porque invariablemente los aficionados siempre me preguntan lo que pienso del trabajo que otros están haciendo en la serie.

RT: Oops.
PD: Admito que soy la peor persona a la que preguntar, porque no puedo mirar la serie desde una perspectiva imparcial. Así que no la leo y me parece bien. No he leído “Planet Hulk”, pero parece que a algunos les ha encantado. Ya no es mi personaje, y nada que me lea protagonizado por él conseguirá pasar mi filtro mental, porque todo me sonará como que está equivocado.

No hay vuelta atrás, porque pueden suceder dos cosas: o estoy predispuesto a dar mi opinión y no le va a gustar al nuevo autor, o su etapa me gustará mucho y sufriré unos celos enfermizos. Así que, ¿qué debería hacer?

Cuando Bruce empezó su segundo año en la serie la cogí para leerla con muchas ganas de que me gustase. Cogí la colección y sentí como que alguien tenía que explicarme por qué la serie era tan popular, porque yo no lo cogía. Eso me desató la vena crítica, mientras la gente decía que lo que tenía eran celos. No sé, ¿puede que sí que los tuviese? Pero creo que me conozco mejor que nadie, o igual no conozco tanto mi ser más profundo, porque entiendo que sigo teniendo grandes dificultades con esa parte de mi ser. Pero de todas formas, toda esa situación reforzó mi sensación de que mi forma de hacer las cosas es la mejor de todas.

RT: Bueno, es un buen motivo para seguir adelante y preguntarte qué estás leyendo y disfrutando en la actualidad.

PD: Estoy leyendo todas las series mutantes por razones obvias. Me divierto más con unas que con otras, pero no quiero elegir una sola porque es probable que los escritores de mutantes se reúnan entre ellos, y no querría encararme con alguno que viniese y me dijera: "Oh, gracias por esos agudos comentarios sobre mi trabajo”. O a algún otro que me mirase y me comentase: “Tú, You $#&@er.” (Risas.)

Me gusta "Strangers in Paradise," y no creo que la serie tenga ni remotamente la publicidad que se merece. "PvP" me parece histérica y pone de relieve la importancia de los diálogos, ya que su dibujo es muy minimalista. Me gusta "Runaways."

RT: ¿Está leyendo “52”?, porque finalmente las cosas están empezando a encajar.

PD: Lo he leído de vez en cuando, pero no todos los números. Probablemente me siente en algún momento y me lea todo el lote de una sola vez.

RT: Desde que trabajas en Marvel, tus series cambian una y otra vez de dibujante…

PD: Claro, ¿cómo lo has notado?
RT: ¿Y no crees que tener a un dibujante estable en la serie sería...?

PD: ¿Tener un dibujante estable no es como una especie de oxímoron? (Risas.)

RT: Bueno, claro. ¿Crees que no tenerlo daña la serie?

PD: Creo que es algo que mutila la serie. Es algo muy fastidioso. A los fans les desalientan los constantes cambios en el equipo artístico. Por decirlo de una forma suave, convierte la narración en algo más dificultoso.

Cuando trabajas con el mismo artista un mes tras otro, rápidamente puedes darte cuenta de cuáles son sus puntos fuertes y débiles, y eso hace que la historia coja más fuerza y se minimizan las partes más endebles. El problema de los artistas invitados es que dificultan tanto las habilidades y recursos del guionista que mes a mes no podrás saber qué partes de cada historia son mejores que otras.

Es algo muy peliagudo.

RT: Si pudieras elegir a los dibujantes de tus series, ¿quiénes serían?

PD: Diría que Todd Nauck estuvo en "Friendly Neighborhood Spider-Man" porque yo se lo pedí personalmente. Sabía que Ringo se iría de la serie y no quería que el estilo visual diese demasiados bandazos.

Dicho esto, creo que Scot Eaton hizo un trabajo narrativo magnífico.

RT: Me gustó mucho lo que hizo Scot. Creo que su estilo es un poco camalónico. Puedes lanzarle de todo y él lo clavará.

PD: Qué apropiado para Spider-Man.

Creo que en Factor-X teníamos a unos dibujantes sólidos, y no podría estar más contento con Pablo. Lo que me parece impresionante es que los editores hayan conseguido mantener el aspecto general de la serie cambiando a los autores incluso más rápido que lo que algunos tardan en cambiarse de calcetines. Que la serie haya retenido su aspecto visual de una forma cohesionada me parece un pequeño milagro. Y hemos de tener en cuenta que en el trascurso de un año, ¡hemos sacado doce números!. Y eso a pesar de tener un número de dibujantes que parece un equipo de béisbol, pero lo hemos conseguido.
RT: ¿Hay algunos dibujantes de Marvel con los que te gustaría trabajar en un futuro cercano?

PD: Oh, responder esa pregunta podría ser bastante embarazoso, porque si nombro a este o a aquel, entonces puede que me digan que ya han trabajado conmigo.

Normalmente intento eludir esa pregunta porque aunque soy capaz de recordar los nombres de todos los episodios originales de “Star Trek” de 1967, se me escurren los de todos aquellos con los que he trabajado.

He estado en Convenciones en donde la gente le preguntaba a los dibujantes que estaban en el estrado lo que les había supuesto trabajar conmigo, y aunque yo pensaba que nunca había trabajado con ese tío en mi vida, ellos hacían comentarios sobre aquel número fill-in que hicieron para "Hulk". Así que por lo general intento no responder a esa pregunta, ya que lo que responda pueden tomárselo como algo personal.

¿Sabes uno que me parece que hace un material muy agradable? Barry Kitson.

RT: Sí, efectivamente. Y necesita una serie que le haga eclosionar y que le dé el estatus de super-estrella.

PD: Esto es lo que haremos: una serie con la hija de Pesadilla con Barry Kitson dibujándola.

RT: ¿Qué va a ocurrir en “X-Factor”?

PD: En la serie regular Jamie está buscando y recolectando a sus variados dobles, y tendremos la oportunidad de hacer frente a otro Jamie Madrox que también es Agente de Shield. Hay un número en el que uno de los dobles se ha convertido en Ministro del Señor y tiene toda una vida aparte del original, por lo que podremos ver el impacto que supondrá quitarle a ese tío su vida.

Luego veremos a Siryn y a Monet marchándose a Paris para alejarse de todo por un tiempo, en vez de afrontar la histeria anti-mutante y quedarse atrapadas en medio.
Y luego nos embarcaremos en un arco argumental donde hace aparición un grupo formado por mutantes que han montado una célula terrorista y que se hacen llamar X-Cell. Hace años, la gran teoría sobre el Sida era que había sido una enfermedad que había creado el Gobierno en un laboratorio y que de alguna forma se había liberado. Y en la serie aparecerá un grupo de mutantes que están convencidos de que el Gobierno está detrás del Día-M y que es responsable de haberse deshecho de todos los mutantes excepto de 198. Y por eso se enfrentan al Gobierno, porque quieren volver atrás y restaurarles los poderes a los mutantes.

RT: "House of M" parece tener cierta continuidad en “X-Factor”.

PD: Inicialmente, cuando concebimos “X-Factor” el Día M no formaba parte de la serie para nada. No sabíamos nada de la saga, pero entonces apareció todo eso de “No Más Mutantes”, lo cuál me sentó un poco como una patada en el culo, porque se suponía que ellos serían los protectores de Mutant Town y entonces, ¿adivinas qué pasó?, que ya no había más mutantes.

Entonces desarrollamos la idea de que Mutant Town se puede convertir en un refugio para la gente que antes solía ser mutante y que no lo va a ser nunca más, así que si lo piensas bien, necesitan mucha más protección que antes. Así que creo que de todo este embrollo terminó saliendo algo positivo.

Además, en Factor-X continuaremos tratando las consecuencias y ramificaciones de “House of M”. Eso nos ayuda a que la sensación que se tiene del Universo Marvel parezca más realista, porque probablemente trataremos con “House of M” más habitualmente que en cualquier otro título-X. Así que aquellos fans que quieran sentir el Universo Marvel como todo un mundo nuevo y cohesionado, podrán hacerlo en “X-Factor”, porque ese gran crossover no se ha esfumado en la capa de ozono sin tener ninguna ramificación. Me estoy refiriendo a las series de mutantes principales, porque en “X-Factor” continuaremos explorando los resultados desde la base, con protagonistas (por decirlo de alguna forma) como el Joe Mutante común. Eso nos dará un montón de posibilidades para las historias.

RT: ¿Es posible que Pablo [Raimondi] se quede en la serie durante mucho tiempo?

PD: Dios, eso espero.
RT: Hablemos de otra serie que no ha tenido ningún artista de fill-in durante una buena temporada, toquemos madera. Me refiero a “Fallen Angel”.

PD: J.K. Woodward se ha alejado del estilo foto-realista porque a ninguno nos satisfacía cómo quedaba impreso. Me gustaría que pudieses ver los PDFs originales para la serie. Te das cuenta de que los colores por ordenador quedaban fantásticos. Pero luego la serie salía impresa y la imprenta los volvía mucho más oscuros. Y no importa cuántas veces, ni cuántas formas, y tampoco cuántas palabras de una sílaba usáramos para que el impresor dejase de oscurecerlo todo, porque no ha funcionado. Así que J.K. se ha acercado a un estilo de dibujo más tradicional, pero por lo menos ahora podemos decir que todo marcha bien.

RT: ¿Cuánto tiempo seguirás escribiendo la serie? ¿Habrá un final?

PD: No. Te puedo decir que estoy trabajando en el número 18. La serie es una de las series [de la editorial] no licenciadas que mejor se venden. Y lo mejor es que IDW ha continuado publicando la serie por la mejor de las razones posibles. Y esa es porque a los chicos de IDW ya les encantaba la serie cuando nos la trajimos de DC y no quieren que se acabe nunca. Quieren ver qué es lo que va a ocurrir a continuación.

La serie no la editan para hacerse ricos. Confía en mí, nadie se está haciendo rico con “Fallen Angel.” No la están publicando para conseguir un enorme paquete de derechos, porque todavía los tiene DC y ha renunciado a hacer algo con ellos. Algunos estudios han mostrado interés, pero ahora no se puede hacer nada porque así están las cosas.

Ellos siguen sacando la serie porque quieren ver qué es lo que va a pasar a continuación. Mientras puedan permitirse el lujo de hacerla sin perder la camisa, y mientras yo quiera escribirla, no tengo planeado marcharme de la serie, así que seguirá publicándose.

RT: En tu blog dabas a entender que en algún número aparecerían Linda Danvers y Fallen Angel. ¿Algún comentario al respecto?

PD: Cuando lanzamos “Fallen Angel” comenté de forma tímida pero deliberada que Lee podía ser (o no) Linda. Quería ofrecer un motivo para comprar la serie, y desde que me vine a IDW no he tenido ningún motivo para ser tímido. La serie triunfará o no dependiendo de sus propios méritos. Ahora que la serie lleva ya un año funcionando por sí misma, pensaba que podría lanzar alguna broma más sutil que cuando la serie se encontraba bajo el paraguas de DC.

La idea es que creé Fallen Angel como un personaje que podría ser Linda. Pero no lo es. Ese barco ya ha zarpado. Así que lo que hice es introducir en la mezcla a un personaje que podría ser Linda. ¿Se puede afirmar que es Linda Danvers? Por supuesto que no. Sin embargo, es bastante jodidamente obvio que lo es.

RT: ¿Es como cuando DC hizo esa falsa versión de The Authority de cuyo nombre no me acuerdo?

PD: Sí, excepto que esto no es una broma ni nada parecido. Esta historia se puede leer como cualquier otro número de “Fallen Angel.” Hay algún codazo-codazo, pero no aparece ningún guiño-guiño. Es una historia tan seria como cualquier otra.

Lo que quería enseñarle al lector era que la gente de Bette Noire tienen que cumplir ciertas funciones antes de que aparezca más gente para cumplir dichas funciones. De esta forma también aprovecho para comentar que en Bette Noire ya residía alguien antes de que Fallen Angel empezara a desempeñar sus funciones.

¿Será Linda esa persona? Bueno, entre tú y yo y los ocho millones de personas que nos están leyendo, por supuesto. Pero no se lo podemos decir a nadie.
RT: No es como si ella se empezara a entusiasmar recordando aquella época montando a caballo ni nada parecido.

PD: Y tampoco creo que fuese una situación tan divertida. Pero no, no vamos a ser tan específicos.

RT: Hablemos un poco sobre tus novelizaciones de películas. Después de acabarlas, ¿tienes la imagen de cómo debería ser la película? ¿Te la llevas contigo al estreno?

PD: Tengo la imagen de cómo deberían interpretarla. Cuando estás leyendo un guión, todo lo que estás leyendo es el borrador. Puede que te pasen el borrador de la historia de una chica, y que tengas que diseñarlo para Kim Basinger, o para Angelica Huston, y así sucesivamente. Así que yo pienso en la forma en que interpretaría el guión de mi novelización de la película. La gente interpreta las cosas de forma muy diferente. Sé positivamente que algunas de las escenas que he novelizado acabarán en la sala de montaje. Hay cosas del guión que considero fallos que tengo que rellenar, pero el público que ve la película ni siquiera se dará cuenta.

RT: ¿Cuál es tu favorita?

PD: Probablemente la primera película de "Spider-Man". Cuando me llegó el guión pensaba que sería una gran película sobre el personaje.

Por otro lado, cuando me llegó el guión de Hulk creí que sería una buena película de Ang Lee.

RT: Y fue una buena película de Ang Lee.

PD: No me hagas enfadar [juego de palabras con una escena de la película de Ang Lee]. No te gustaría verme enfadado. [En el original: You wouldn't like me when I'm AngLee]. (Risas.)

Por eso, cuando leí el guión de "Spider-Man" sabía que harían una buena película de "Spider-Man". Esa película está hecha con mucho amor, y Raimi hizo una gran película sobre Spider-Man.

RT: Y finalmente tenemos "La Torre Oscura."

PD: En ella tengo que ser muy juicioso con mis descripciones, y me gustaría decir que me lo paso de miedo trabajando con Jae Lee. Robin Firth está haciendo un gran trabajo rebanando el material original de la serie [de Stephen King]. Tomar notas del trabajo de Stephen King es lo más cool en lo que se puede trabajar. Y además te diré que la expectación que ha generado el tomo va mucho más allá de todo lo que nos esperábamos.

Los distribuidores me dicen que están haciendo pedidos enormes, y yo haré una aparición en el show de medianoche de Midtown Comics. No sabemos qué esperar, porque nunca hemos acudido a ese programa. Me imagino que estará lleno, o igual sólo estaremos nosotros en el plató. Luego iremos a Casablanca Comics, en Maine.

RT: Ahí tienes un comic book que le puedes dar a todos los que no leen cómics.

PD: Tío, mataría por poder publicar un anuncio de “Fallen Angel” en la parte posterior, pero es algo que no va a pasar.

RT: Bueno, podrías meter a un personaje al estilo de Lee, que golpee a alguien y que se marche.

PD: Creo que en realidad no podría hacerlo. (Risas.)

jueves, 18 de noviembre de 2010

RESUBIDO: QLOACA LETAL - NUNCA SIEMPRE




En este blog pocas veces verás música en castellano porque casi toda me hace reír por no llorar. Pero hay dos o tres excepciones que sí subiré con el tiempo y una caña. Una de ellas es la reedición en CD de la maqueta de 1984 de Qloaca Letal (si consigues el CD reeditado, en el libreto encontrarás mucha información jugosa).

El atolondrado combo estuvo funcionando durante la primera mitad de los ochenta en esa ciudad tan atroz que es Valladolid y que tan bien plasmó Santiago Lorenzo en su película “Mamá es Boba” (En realida, la ciudad retratada en la película es Palencia). Ignorados de forma sistemática en todos los recopilatorios actuales que documentan los inicios del punk ibérico, ha producido que se conviertan, por desconocimiento, en un grupo aún más de culto.
Quizá esto se deba a que la música atrapada en el CD es más áspera que el pop acelerado (vitamínico en algunos casos) de las bandas que impregnaron de sabor punk la España del Psoe.
Qloaca Letal parecen un cruce deforme entre Eskorbuto (las letras asociales que beben muy poco de los cuatro clichés de siempre, las guitarras a piñón fijo) y Big Black (la batería programada (?), el ruido cortante que fueron capaces de conseguir en sus grabaciones).

Sólo por “Destroy”, la canción con más mala baba del disco, serán recordados durante mucho tiempo.

QLOACA LETAL – NUNCA, SIEMPRE
(CD, REEDICION, 2001)

1-NUNCA, SIEMPRE
2-DESESPERACION
3-CAOS, SA
4-YA TE VALE, POLICIA
5-ODIO
6-VALLADOLID, QLOACA LETAL
7-SOY UN ASESINO
8-DESTROY
9-LA VIDA ME ESCUPE
10-PARANOIA
11-SUBVERSION
12-¿QUIÉN ERES?
13-DESESPERACION (EN DIRECTO)
14-ODIO (EN DIRECTO)
15-SOY UN ASESINO (EN DIRECTO)
16-DESTROY (EN DIRECTO)
17-LA VIDA ME ESCUPE (EN DIRECTO)
18-POGO PUNK (EN DIRECTO)
19-PARANOIA (EN DIRECTO)
20-LA VIDA SIGUE IDEM (EN DIRECTO)
21-ESCAPA (EN DIRECTO)
22-VALLADOLID (EN DIRECTO)
23-SUBVERSION (EN DIRECTO)
24-PARANOIA (FEAT. TEATRO CORSARIO)
25-SOY UN ASESINO (FEAT. TEATRO CORSARIO)
26-LA VIDA ME ESCUPE (FEAT. TEATRO CORSARIO)
27-CAOS S.A. (FEAT. TEATRO CORSARIO)
28-NUNCA, SIEMPRE (FEAT. TEATRO CORSARIO)

AQUI.

Más información.

miércoles, 17 de noviembre de 2010

OF CABBAGES AND KINGS - NEVER TOO LATE


Of Cabbages And Kings - Never Too Late
(Triple X Records, 1992)

1-The Veil Thins
2-I
3-Jack
4-Bud
5-Sister
6-The Last Ripper
7-________
8-Easiest Room In Hell
9-Short Line Of Angels
10-The Descent
11-Bünga Bünga Bünga

AQUI.

martes, 16 de noviembre de 2010

DUM DUM BOYS - HYPNOVISTA


DUM DUM BOYS - HYPNOVISTA
(Munster Records, 1994)

1-Walking In My Head
2-Everything's Gonna Be Alright
3-Rise
4-White Jazz
5-Tomorrow Belongs To Me
6-Sweet Sweet Rain
7-Elevator
8-Dreamland
9-In A Cotton Candy World
10-Coming Down
11-I Had It (But I Lost It)
12-You Just Don't Understand
13-Hidden Track

AQUI.

lunes, 15 de noviembre de 2010

Of Cabbages And Kings - Hunter's Moon


Of Cabbages And Kings - Hunter's Moon
(Triple X, 1992)

1-Faucet
2-Conjuration
3-K.C.
4-Came To Need
5-Assassin
6-The Accuser
7-Stranger
8-The Hunter

AQUI.

sábado, 13 de noviembre de 2010

OF CABBAGES AND KINGS - BASIC PAIN, BASIC PLEASURE



Of Cabbages And Kings - Basic Pain Basic Pleasure
(Triple X Records, 1990)

1-The Reign
2-Snake
3-Of Service
4-Land Of The '57 Chevy
5-Crawl
6-Crawl Again
7-Locked In Position
8-John Barleycorn Must Die

AQUI.

jueves, 11 de noviembre de 2010

PUSSY GALORE BOOK?



Por favor, que alguien me diga qué es esto, ¿existe?.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

ENTREVISTA CON KERRY DAVIS (TWO TEARS)


Kerry Davis. 

La antigua componente de Red Aunts y Beehive and the Barracudas habla sobre su nueva “banda compuesta por una chica”, Two Tears. Por Bess Korey (Venus Magazine, 2007). Traducido por Frog2000.

La actividad de Kerry Davis en la música empezó cuando a principios de los noventa se puso a componer canciones. Su carrera continuó cuando entró a formar parte de las Red Aunts, una banda punk de 
Long Beach, California, compuesta por chicas al completo. El grupo, que se distinguía por unas canciones super-cortas y su aversión a las canciones construidas alrededor del típico formato verso-coro-verso, grabó cinco discos entre 1994 y 1998 y ganó algo de fama al editar tres de sus lanzamientos (#1Chicken, Saltbox y Ghetto Blaster) para el sello Epitaph, en una época en la que la disográfica se había hecho muy popular (Sympathy for the Record Industry sacó sus dos primeros álbumes: Drag y Bad Motherfucker 40 O-Z). A pesar de su éxito, el grupo decidió separarse en 1998, y Davis inició otros proyectos musicales, donde también se podría incluir su paso por la banda de San Diego llamada Beehives and the Barracudas.

En los últimos años Davis ha estado tocando bajo el sobrenombre de Two Tears, refiriéndose a sí misma como una “banda compuesta por una chica”. De esa guisa ha sacado dos álbumes: Enjoy Yourself y Little Tea. Este último fue editado en enero de 2007 por Simple Social Graces. Con Little Tea, Davis se ha diversificado y su estilo componiendo canciones ha derivado hacia uno un poco menos ortodoxo que el que había estado usando en Red Aunts. Aun así, Little Tea sigue poniendo en evidencia su gran habilidad a la hora de escribir canciones super-cortas. El CD de nueve canciones marca un tiempo de 23 minutos.

Aparte de su flexibilidad para escribir canciones, formar parte de un “grupo compuesto por una chica” le ofrece a Davis la libertad de poder vivir y viajar por otros países. “Venus Zine” charló con Davis via e-mail en Abril de 2007, ocho meses después Kerry viajó de Paris a Dubai, en los Emiratos Arabes Unidos, y poco después volvió de su tour europeo para presentar Little Tea en Estados Unidos.

¿Te ha afectado como artista el hecho de vivir en Dubai? ¿Ha cambiado la forma en la que percibes EEUU?

Tan sólo llevo viviendo en Dubai cerca de ocho meses. Nos mudamos por el trabajo de mi novio. Vivir aquí,
 en Oriente Medio, en Arabia, me parece grandioso. Dubai tiene una cultura moderada, internacional. Hay muchos expatriados de occidente que llevan aquí desde que se descubrió el petróleo en los Emiratos. Nos hizo más fácil la transición y el shock producido por trasladarnos a otro país y conocer otra cultura. También estuvimos viviendo en París durante un tiempo. Allí fue mucho más difícil por culpa del idioma. Sin embargo, en París hay una escena musical impresionante, ¡pero no hay underground!

He aprendido mucho sobre el Islam, y mi percepción sobre las mujeres musulmanas ha cambiado de forma drástica. Las mujeres del Emirato llevan su "velo" (hiyab) cubriendo un exagerado corte de pelo, con un aspecto parecido al de una colmena y con toneladas de maquillaje de ojos y tacones muy altos. En el myspace estuve comentando con mis amigos que algunas de las chicas del Emirato podrían llegar a acojonar a las Ronettes. También hay mucha gente hindú y habitantes del sudeste asiático; allí está todo el mundo.

Hay un montón de dinero, pero también mucha pobreza. Me hizo abrir los ojos. Pensaba que estaba bastante bien informada. Me quedé muy triste al ver en lo que se está convirtiendo la Sociedad en los Estados Unidos. Cada vez que veía la televisión americana, aparecían noticias de Anna Nicole. ¡Todo un clásico! La economía [americana] apesta, la gente está gorda, sin salud, es violenta. Pero de nuevo, cuando alguien me echa en cara el hecho de que yo sea americana, le digo que tenemos a una chica y a un tío negro en camino hacia la presidencia, así que déjame en paz. Afortunadamente, creo que se producirán cambios.
¿Te consideras una persona política?, ¿hay algún mensaje en particular que estés intentando reflejar en tu música?

Soy alguien tan político como cualquiera, pero creo que no intento expresar nada con mis canciones. Escribo sobre comida, corazones rotos y noches de lluvia púrpura en algún lugar de fantasía.

Has tenido un pasado punk junto a las Red Aunts, ¿sigue jugando el punk un gran papel en tu vida, sigues viéndolo como una influencia?

Amo la música punk rock. Cuando algo tan retorcido como Black Flag o Bad Brains suena en mi iPod, mi novio me comenta: “¿qué es lo que hace que una chica tan agradable como tú escuche algo como esto?” Siempre he reclamado que soy una punk, especialmente aquí [en Dubai], donde un montón de gente son farsantes, nuevos ricos y muy asquerosos. Para mí, ser punk es ser tú mismo y no tener miedo de hacer y decir lo que realmente sientes.

¿Qué te llevó a tocar junto a Beehive and the Barracudas? ¿Influyó ese grupo en Two Tears?

Grabé un puñado de canciones de Two Tears después de que Red Aunts se separaran, en un estudio llamado The Distillery, en Costa Mesa, California. Pero aparte de eso no he grabado con nadie más que con Gar.

Me hice amiga de Gar y Dirty [el bajista Gar Wood y el “alborotador” Dirty Millsap]. Solía salir mucho de marcha por San Diego y estuve viviendo allí durante un año, cerca del edificio de Gar. Empezamos con Beehive en su estudio, tan sólo para divertirnos y pasarlo bien. Soy una ´Cuda original, así que estaré en el grupo para siempre. Pero sólo toqué en el primer disco y en el segundo.

Lo que me fastidia es que cuando me mudé a New York (soy de la Costa Este) mejoraron mucho. Ese grupo me ha influido muchísimo, más que cualquier otro que haya escuchado, porque conecté completamente con su música y su forma de ser. Son personalidades geniales y maduras. No se tomaban en serio a sí mismos, pero son totalmente conscientes de que están creando “arte”. Tienen el mismo gusto y estilo personal que yo.
¿Cómo ha cambiado tu forma de componer canciones desde que estuviste en las Red Aunts?

Bueno, Red Aunts se separaron hace ocho o nueve años, así que soy más vieja, y naturalmente controlo más mi voz y mi guitarra. Además, he escrito material en solitario, y he co-escrito la mayoría de la música que hicimos con las Red Aunts.

Los dos primeros discos de Two Tears tienen una estructura y un estilo similar a los de las Red Aunts, muchos cambios de tiempo y ritmo. El actual [Little Tea] es más simple. El primero está grabado con dos tíos con los que estuve tocando y las canciones se fueron construyendo a lo largo de esos años en mi cuatro pistas.

Compuse las nuevas canciones mientras estaba tocando como “banda compuesta por una chica”, por lo que no hay muchos cambios de estilo ni de tiempo. Me propuse intentar encerrar todo el math-rock en lo que hacía. Grabé una demo con todas las nuevas canciones y también estuve tocando la batería. Crear los ritmos me pareció la parte más divertida. Sin embargo, todavía les estoy preguntando a diferentes amigos si podrían reunirse conmigo en San Diego para tocar la batería, el bajo o lo que sea. Gar me sugirió que me viniese con él y nos pasásemos el mayor tiempo posible en el estudio, construyendo juntos las canciones, porque así es como estaban concebidas: para ser grabadas de una vez en lugar de repetirlas hasta pulirlas y más tarde hacer los overdubs. No teníamos limitaciones de estudio, que suele ser lo habitual.

Así que estuve viviendo en su casa, comiendo burritos, y bebiendo Tecates [una cerveza mexicana], y pasándolo muy bien. Finalmente algunos de mis amigos de NY (bajista y batería) se acercaron a tocar algunas de las canciones. Me alegro de que lo hiciesen, porque algunas de ellas necesitaban una sección rítmica de verdad.

Es mi disco favorito… Aunque no lo hubiese hecho yo, me encantaría. ¡Es sencillo, pegadizo, con cambios de humor, maravilloso! Podría describir a Two Tears como el sonido de Bananarama mezclado con Kim Deal y mezclado con el rock de garage de los sesenta.
¿Planeas hacer una gira a corto plazo?

Acabo de regresar de una gira europea junto a un tío llamado Dan Sartain, que es alguien increíble. Ha sido muy divertido. Dentro de tres semanas nos embarcamos en otro tour por Francia y por España. Estaré girando por la Costa Oeste de EEUU en Septiembre [de 2007] y también estaré tocando alguna fecha en Chicago durante ese mes. Mis conciertos siempre son diferentes, porque no he tenido una formación estable desde que empecé con este grupo. Me resulta difícil encontrar amigos/ músicos que quieran salir de gira, porque todos somos más viejos ahora, y ellos tienen su propia vida.

Hace dos años empecé a tocar como “banda compuesta por una chica” porque quería rockear. Era mucho más fácil que organizar ensayos en locales caros de New York. A la gente le encantó, y escribí mi nuevo disco pensando en actuar de esa forma. Ahora toco junto a un batería. Quiero ser capaz de moverme, de bailar por el escenario, ¡y no tener que centrarme en el bombo para poder acompañar algunos de los temas! Mis conciertos son verdaderamente cortos, energéticos, y siempre llevo puestos unos buenos zapatos. Me gusta pasarlo bien y quiero que el público también se lo pase bien. No me tomo toda esta movida de la escena musical muy en serio, y odio a los grupos que lo hacen.

¿Con qué bandas te lo has pasado mejor tocando?

He tocado con un zillón de bandas a lo largo de estos años, pero los lectores deberían echarles un vistazo a Beehive and the Barracudas de San Diego, Winning Looks de New York, Love or Perish de New York, Hello Cuca y Grabba Grabba Tape de España.

¿Crees que los medios o la audiencia actuales aceptan a los intérpretes femeninos mucho más que hace una década?

No lo sé. Creo que vivimos en un mundo racista y sexista. En algunos sitios las mujeres no están aceptadas. Creo que los medios confunden tanto al público que algunas mujeres jóvenes aspiran a convertirse en estrellas del porno en vez de querer ser grandes actrices, músicas o escritoras. Sé que todo es mucho más complejo, pero básicamente ¡quiero que las chicas se encabronen! No me imagino que actualmente me interrumpiesen en escena como una vez hicieron tocando con las Red Aunts. Sencillamente creo que me carcajearía del tipo o le apuñalaría en un callejón después del concierto.

sábado, 6 de noviembre de 2010

RED AUNTS - DRAG




Red Aunts - Drag
(Sympathy For The Record Industry,1993)

1-Kung Fu Kitten
2-Sleeping Pill
3-Lethal Lolita
4-Hot Rod
5-Sleeping In The Wet Spot
6-Route 66 Fucken 6
7-Lonely Beer Drops
8-Built For A Bar Stool
9-Luz
10-Teach Me To Kill
11-My Cat Scratch
12-Sweet Enough
13-Fly Ford Comet / Ho Choice
14-Sex Zombie
15-Hard-Hearted Hannah

AQUI.

viernes, 5 de noviembre de 2010

RED AUNTS - GHETTO BLASTER



RED AUNTS - GHETTO BLASTER
(Epitaph Records, 1988)

1-I'm Crying
2-Poison Steak
3-The Things You See, The Things You Don't
4-Midnight In The Jungle
5-Exene
6-Fade In/ Fade Out
7-Alright!
8-Who?
9-Skeleton Hand
10-Wrecked
11-I'm Bored With You
12-Cookin', Cleanin' and Cryin'

AQUI.

martes, 2 de noviembre de 2010

RED AUNTS - SALTBOX



Red Aunts - Saltbox
(Epitaph Records, 1996)

1-Whatever
2-Can't Do Anything Right
3-Paco
4-All Red Inside
5-Suerte
6-Eldritch Sauce
7-Fake Modern
8-Handsome Devil
9-The Snake
10-Ruby (What I Won't)
11-$5
12-Palm Tree Swing
13-Bullet Train
14-Goin' Downtown

AQUI.

BONUS: RED AUNTS - BAD MOTHERFUCKER 40 O-Z

lunes, 1 de noviembre de 2010

ELEKTRA ASESINA, ENTREVISTA CON FRANK MILLER Y BILL SIENKIEWICZ (1986)


ELEKTRA ASESINA, ENTREVISTA CON FRANK MILLER Y BILL SIENKIEWICZ EN AMAZING HEROES Nº 99 (1986). Traducida por FROG2000.

ELEKTRA ASESINA
¿Cómo podría describir alguien de una forma sencilla Elektra: Asesina, la nueva serie limitada de ocho números de la línea Epic Comics de Marvel?

Según el creador de Elektra, Frank Miller, es una serie de acción y aventura en la que “un monstruo diabólico ha tomado el control de la mente del próximo presidente de los EE.UU, y una ninja psicótica es la única persona que lo sabe y tiene la posibilidad de detenerlo.” Hay muchas batallas violentas, persecuciones entre un coche y un helicóptero y, dice Miller, “cosas que estallan a lo grande”. El propio Miller, cuyo trabajo en Daredevil, Dark Knight y Ronin es bien conocido, es el guionista de la serie. El dibujo está realizado por Bill Sienkiewicz, que probablemente sea más conocido por los lectores de cómic por su etapa en el Caballero Luna y los Nuevos Mutantes. Jim Novak es el rotulista, Jo Duffy, la editora asociada de la serie y Archie Goodwin está a su servicio como editor.

La propia Elektra es la psicótica ninja asesina en cuestión. El monstruo es un demonio llamado la Bestia. Miller creó a Elektra durante su primera temporada como guionista y dibujante en Daredevil. Ella se enamoró de su alter-ego Matt Murdock cuando ambos estudiaban en la Universidad Columbia de New York. Elektra dejó a Matt después de quedarse completamente rota emocionalmente cuando su padre fue disparado de forma accidental. Rechazada por el maestro de artes marciales Stick, Elektra se unió a la Mano, un culto de asesinos que adoraban a la Bestia, y finalmente los dejó para convertirse en una asesina mercenaria. Después de luchar contra el alias de Matt Murdock, Daredevil, fue asesinada por uno de sus enemigos, Bullseye y murió en los brazos de Matt. Aunque parece que al final fue resucitada por medios místicos. El destino final se revelará próximamente en una novela gráfica que estará escrita y dibujada por Miller y coloreada por Lynn Varley.
Elektra Asesina se ambienta en el pasado, en la época en la que dejó la Mano y se reencontró con Daredevil. “Esta serie trata sobre la época más oscura en la vida de Elektra”, comenta Frank Miller. En el primer número, que ya está a la venta, encontramos a Elektra en un manicomio después de ser conducida hasta la locura por la Bestia. La mayor parte de su memoria ha quedado deshabilitada de una forma temporal por culpa de los brutales tratamientos de shock que está recibiendo en el asilo mental. Al final del número el personaje se da cuenta de cómo ha podido acabar en el mismo y consigue liberarse.

Aunque todo lo que hemos descrito hasta ahora sobre Elektra Asesina es cierto, ni siquiera empieza realmente a describir lo que es la serie. La saga está protagonizada por dos personajes principales, Elektra y alguien un poco más bufonesco, aunque altamente capacitado: el oportunista agente secreto llamado John Garrett, que se convierte en el contrapunto, en el títere, el esclavo, aliado y amante de Elektra. La serie es un thriller psicológico que trata tanto con el mundo del espionaje como con lo oculto. Es una comedia negra, un romance tenebroso y en cierta forma, también es un reportaje político. Y sobre todo es un muestrario del mayor trabajo experimental que se haya visto en los cómics con Miller como guionista y con Sienkiewicz como dibujante.
Jo Duffy escribió la primera historia que Frank Miller hizo para Marvel y durante su breve estancia como editora de Daredevil, le asignó la serie. Ahora, como editora asociada en Elektra, se encuentra trabajando con Miller y Sienkiewicz en lo que ella llama “editar el trabajo más agotador y gratificante y divertido que jamás haya tenido en mi carrera. Creo que Elektra es la culminación de la creatividad tanto de Frank como de Bill. Ambos han hecho algo extraordinario. Los guiones son tan buenos que a otro guionista le daría un ataque al corazón si tan sólo se los leyese. El dibujo es maravilloso, es claro y fácil de seguir visualmente, y muy, muy excitante y bonito. Y es algo que crece y crece, una cosa orgánica. Cada número hace evolucionar todo lo que Bill había hecho antes. Siento como si toda su carrera previa hubiese sido una simple preparación para lo que hizo en la Novela Gráfica de Daredevil y para lo que está haciendo en la serie limitada de Elektra. [La novela gráfica de Daredevil, protagonizada junto a Kingpin, fue guionizada por Miller y dibujada por Sienkiewicz. La obra ha sido finalizada recientemente y debería ponerse a la venta antes de que acabe el año].
El mundo presentado en Elektra Asesina es muy diferente del que se puede ver en las historias de Daredevil. En Elektra es lóbrego y siniestro; la división entre bien y mal no puede verse con claridad, las posturas morales no son las habituales y ciertos agentes de operaciones del gobierno pueden llegar a ser inhumanamente depravados. Por otra parte, a veces podemos encontrar heroísmo en individuos que en un principio nos habría parecido muy improbable que lo ejerciesen en algún momento.
ELEKTRA EN PERSONA

¿Por qué en el pasado Elektra pudo apoderarse tan fuertemente de la imaginación de los lectores?

“Sexo y violencia, una vieja historia”, replica Jo Duffy riendo. “Realmente, creo que es por los mismos motivos por lo que les fascina Lobezno, o Batman cuando muestra su faceta más oscura. Es el héroe que quizá tenga parte de villano, la figura atormentada, alguien que nunca fue inocente y que tampoco ha cabalgado un caballo blanco, o lo que sea. Creo que Elektra posee el atractivo de la violencia y además sabes que cuando necesite tomar una decisión, podrá hacerlo de la misma forma en que lo harías tú. Pero si intentamos buscar un elemento crucial, supongo que hay cosas que estaría mucho más complacida de llevar a cabo que la mayoría de héroes más convencionales. Y también me imagino que cierta cantidad de tormento interior siempre ha incrementado la popularidad de un personaje.”

“A pesar de toda la atmósfera malvada que impregna la serie”, dice Miller, “vemos que en ella tiene lugar un acto de bondad, y además podemos ver que las motivaciones de Elektra son algo definitivo y profundamente bondadoso. Incluso aunque pensemos que es una jodida psicópata. Siempre lo ha sido, pero nunca se ha convertido en alguien puramente malvado. Sí, a lo largo de la serie hace muchas cosas diabólicas, pero el conflicto básico es el del bien contra el mal, y ella está en el bando de los buenos.”


"En la colección", continúa Miller, “las reglas morales se reproducen de una forma amoral.” Esa es la idea detrás del enfoque subjetivo que Miller plantea en la serie, narrada en su mayor parte desde el punto de vista de Elektra y Garrett, “de esa manera podemos ver muchas de las cosas corruptas que hacen y piensan los protagonistas. Pero a pesar de ello, también logran hacer algo positivo."

“Si te fijas atentamente, es algo que creo que se muestra de forma muy hermosa en los shows de Jim M. Cain. El bien y el mal existen aunque la gente no sea consciente de ellos.” De hecho, dice Miller, en los casos de gente psicopáta o corrupta –como Elektra y Garrett- incluso puede proporcionarles alguna habilidad oculta. “Creo que es lo que la convierte en un personaje tan torturado. Porque no hay forma de que pueda perdonarse lo que ha hecho en cualquiera de sus historias. Aunque también tiene nobleza. No está tan podrida como se piensa que lo está.” [Miller compara este rasgo de Elektra con la incapacidad de Batman al intentar matar al Joker en el tercer número de Dark Knight].

“Elektra siempre ha querido ser el peor ser humano que haya pisado la tierra”, pero su enemigo, la demoníaca Bestia, es mucho peor. La Bestia quiere destruir literalmente toda la vida de la Tierra”, revela Miller. “Ella combate en su contra, pero se siente más cómoda pensando que su motivación es la venganza personal.” En realidad, no es el verdadero motivo, pero es el único que acepta, porque Elektra no cree en la bondad. No cree en hacer lo correcto.”
Miller habla sobre que “hemos tomado un enfoque sobre los personajes totalmente Dionisíaco.” Al empezar a darle vueltas a tan enigmática referencia, el entrevistador le sugiere a Miller que Elektra y Garrett son figuras Dionisíacas porque les mueven fuertes pasiones. En efecto, dichas pasiones son la violencia y el sexo, algo que la Sociedad no perdona. Elektra y Garrett son los portadores del caos en la serie. Pero en la saga sus enemigos son Apolíneos, figuras del orden y la autoridad: un candidato presidencial, un embajador, los agentes de SHIELD, e incluso la misma Bestia, que actúa como un Dios para sus seguidores. Estos representantes de la autoridad son los verdaderos heraldos del caos, porque quieren destruir toda la existencia, mientras que Elektra y Garrett, como sus opuestos, son figuras caóticas que trabajan a favor del orden. Sienkiewicz describe a Elektra como una “fuerza pura, un personaje más grande que la vida. Quiero que parezca muy misteriosa e intento que sus rasgos emocionales parezcan contenidos.” Sienkiewicz la representa de forma mucho más realista que al caricaturizado Garrett. “Intento no mostrar demasiado los ojos de Elektra. Quiero mantenerlos ocultos en la oscuridad, para que el lector pueda imaginarse qué podrá haber en el lugar donde ellos deberían aparecer representados.”

“Creo que sería imposible colgar a Elektra en una pared como si fuese una mariposa bajo el cristal”, dice Miller refiriéndose a su enigmática personalidad. “El personaje se escribe a sí mismo”, añade, (también comenta que Garrett es otro personaje que se escribe a sí mismo). “Me sorprende continuamente. Parte de mi estrategia para escribir a Elektra es tratar de no entenderla demasiado bien. Porque entonces podría acabar convirtiéndose en todas las cosas a las que quieres empujarla,” el personaje no es mucho más que un peón a las órdenes de las ideas del autor.
GARRETT

“Originalmente”, recuerda Miller, “la idea de la serie era la de que Elektra iba a relacionarse con diferentes personajes. 
El elenco de secundarios iría cambiando entre un número y otro y ella iba a ser la única constante”. “Esencialmente la historia iba a tratar sobre la lucha de Elektra contra La Mano y La Bestia.” En el segundo número Elektra tendría un encuentro con Garrett, que trabajaba para la agencia de inteligencia super-científica de Marvel, SHIELD. Al final del número Garrett moriría. 

Pero las cosas no se terminaron desarrollando de esa forma. “Garrett fue lo más sorprendente de la serie,” dice Miller. “Garrett explotó en cuanto Bill y yo empezamos a zarandearlo de aquí para allá.” Como resultado, el agente de SHIELD John Garrett se convirtió en el segundo personaje más importante de la serie, interpretando un papel más amplio excepto en el número inicial.

Del mismo modo, mientras Miller y Sienkiewicz estaban trabajando en el quinto número, otro personaje aparentemente menor que se presentaba en ese ejemplar, Chastity McBride, “explotó” de una forma similar, revelando una historia mucho mayor que la haría ser una de las protagonistas de los últimos números. A Miller no le parece tan inusual que la serie haya cambiado de forma tan radical mientras Sienkiewicz y él estaban trabajando en ella. De hecho, comenta que Dark Knight sufrió una evolución similar mientras la guionizaba y dibujaba gracias a las conversaciones que mantuvo con su colaboradora en la serie, Lynn Varley. “Para mí es de lo más normal cambiar constantemente las cosas”, explica Miller. “Esa es mi forma de trabajar, y durante el trayecto surgen muchas sorpresas. Si todo lo que me espera enfrente estuviese completamente estructurado, no tendría ninguna razón para hacerlo.”

“Garrett ha sido el bebé de Sienkiewicz y el mío desde el comienzo de la serie,” continúa Miller. “Le arrojé un relato extrañísimo” (el de Garrett en el segundo número), “y [Sienkiewicz] me devolvió a un personaje que se puso a caminar hasta el centro del escenario y lo llenó con su sola presencia. Y luego ambos empezamos a lanzarnos el uno al otro toneladas de chascarrillos sobre Garrett que iban dando forma a su personalidad, y ambos terminamos cogiendo mucho afecto por este feísimo personaje.”

La primera vez que se puede ver a Garrett con su aspecto a lo Charles Bronson y sus enormes pistolas, los lectores podrían asumir que es un personaje parecido al que interpretan Bronson y Sylvester Stallone en las películas. Así que, ¿cómo refleja Garrett la imagen que tenemos de Rambo? “Muy torpemente”, replica Miller riéndose. En parte Garrett fue diseñado originalmente por Miller y Sienkiewicz como una parodia de lo que consideran una repugnante forma de machismo. En referencia al tema, Sienkiewicz lo caricaturiza de forma grandiosa en sus primeras apariciones. “Siempre parece como si tuviese las hombreras del jugador de un equipo de fútbol puestas,” comenta Sienkiewicz.“Bebe mucho, y también fuma demasiado. Las pistolas que usa son como símbolos fálicos. Ni siquiera ha llegado a pensar que sería más cómodo utilizar un arma más pequeña.”

Miller dice: “Garrett es una figura de fantasía masculina” sobre el machismo “que tiene que vivir en un mundo donde también lo hacen todas las mujeres. En un mundo así”, sigue Miller, “toda esa fantasía se desmorona”. “La otra cara” de Garrett, continúa Miller, sale a relucir cuando empieza su extraña relación con Elektra, que tal y como reconoce el autor, en sí misma parece el reverso de esta figura sobre la “fantasía masculina”, combinando igualmente sexo y violencia.

Al principio Garrett queda continuamente como un bobo frente a Elektra, comenta Miller, “se siente más un payaso que un héroe”. Pero la relación entre Garrett y Elektra evolucionará hasta formar una especie de extraña alianza e incluso acabará en romance. “Pasa de insultarla y llamarla puta a llamarla amorcito”, declara Sienkiewicz.

Además, según evoluciona la serie Garrett parecerá alguien más admirable. “Sufre un gran cambio”, comenta Sienkiewicz, “empieza siendo un haragán, un cerdo.” Pero según avanza la serie Sienkiewicz viste mejor al personaje y lo caricaturiza un poco menos. En los números con más acción y aventura, dice Sienkiewicz, “intentamos enseñar que él es un agente de SHIELD muy capaz.” Y añade Miller: “podrás ver que cuando entra en acción es un personaje bastante poderoso.”

Al igual que ocurre con Elektra, Garrett también se convierte en un héroe a pesar del lado oscuro que arrastra. “Hasta cierto punto Garrett es un héroe”, reclama Miller. “Se necesita la mayor parte de la serie para que ese elemento nos sea revelado. En los guiones finales incluso se rebela contra Elektra. Está siendo manipulado por fuerzas que son mucho más grandes que él. Y a pesar de eso, en muchas más ocasiones termina haciendo lo correcto en lugar de lo equivocado, y también realiza una buena cantidad de actos muy positivos. Es un héroe verdaderamente feo. Hace bien las cosas por las razones correctas. Y lo hace a pesar del resto de su personalidad.” [Risas.]

“Al final me daba la sensación de que Garrett es el personaje del lector” en la serie, continúa Miller. “Es el personaje a través del que vamos observando toda la historia.” Ciertamente Garret está obsesionado, es alguien corrupto y apoya conceptos ya obsoletos como el machismo, y sin embargo es alguien relativamente normal si lo comparamos con la mayoría de los que le rodean en la historia, los cuáles, señala Miller, “adquieren dimensiones bíblicas.”
CHASTITY

En el quinto número de Elektra Asesina se presenta a la agente de SHIELD Chastity McBryde, a la que Jo Duffy nombra como un “muy fuerte y maravilloso personaje”. Miller comenta: “Chastity es esencialmente una policía corporativa. Es una agente de SHIELD que tuvo algo que ver con Garrett en el pasado”, y aunque Miller sabe lo que ocurrió, no está planeado explicarlo exactamente en la serie. Sin embargo, Miller comenta que la anterior relación de Garrett con Chastity discurre en paralelo a la antigua relación entre Elektra y Matt Murdock. “Ambos [Elektra y Garrett] han tenido relaciones que, como mínimo, han fracasado”, apunta Miller, “y acabaron en un amargo final.”

Al referirse al papel que desempeña durante la serie, "así como la brillante melena rubia de Chastity contrasta con el pelo oscuro de Elektra", dice Miller, “Chastity contrasta muy luminosamente con la oscuridad de Elektra”. Me parecía que la historia necesitaba cierto equilibrio”, añade. Es una figura heróica: “si te fijas en sus acciones verás que lo es sin ninguna duda”. Miller continúa diciendo: “pero en cuanto a su moralidad creo que es igual de cuestionable que la del resto” (excepto, probablemente, la de Nick Furia). Chastity probará que es más una antagonista para Garrett que para Elektra. Está muy dedicada a su trabajo como agente de SHIELD. Adora a Nick Furia, acata estrictamente las reglas y parece tener poca tolerancia hacia los que las rompen, como ha hecho Garrett.

Sienkiewicz describe a Chastity como una “bomba rubia de ojos adorables. La veo como una chica católica, muy religiosa”. A pesar de la apariencia “deslumbrante” que le dio Sienkiewicz,  “en su interior es lo opuesto a su apariencia. Es alguien muy moral, podría ponerse de moda porque su aspecto es muy metódico y femenino.” Pero para retratar su fuerte sentimiento religioso “lleva una cruz colgando de su oreja que prácticamente es del tamaño de su puño”.

“Chastity es una adición más tardía” a la serie, comenta Miller. “Es un nombre que tenía desde hace un tiempo y que estaba buscando la oportunidad para usarlo. Evolucionó de ser un personaje menor de SHIELD hasta que se ha convertido en una de las mayores presencias de la serie. Chastity y Perry tienen el mismo espacio [que Elektra y Garrett] en los últimos dos números. El séptimo número es el de Chastity. Aunque aparecen todos los personajes, es donde Chastity realiza su jugada, y en su mayor parte el número está narrado por ella.”


“Chastity simplemente es alguien que floreció”, sigue Miller, “es un personaje increíble. No es alguien maligno, sino demasiado vigoroso. Es una chica muy masculina, en el sentido de que ella puede llegar a tener una personalidad muy dominante, ser alguien muy agresivo. Creo que posee todo tipo de razonamientos emocionales para mostrarse así de dura.”

“Es un buen ser humano”, afirma Miller. Por otra parte, dentro del sombrío mundo de Elektra Asesina, Chastity es una figura heróica porque, según Miller, “es una burócrata heróica. Está inmersa en el trabajo del día a día de SHIELD y lo utiliza para hacer lo que ella cree que es lo correcto. No necesita dominar necesariamente el sistema, sino que lo usa lo suficientemente bien como para hacer lo que ella cree que está bien.”

“Chastity está cerca de tener el punto de vista más objetivo de entre todos los personajes de la serie. Si la observas escena por escena, nunca demuestra ningún tipo de narcisismo durante sus cometidos. Si excluimos a Furia, es el menos narcisista de los personajes principales.”
NICK FURIA

Aparte de Matt Murdock, que aparece brevemente en un flashback en el primer número, el único personaje “clásico” de Marvel que hace acto de presencia en Elektra Asesina es el Coronel Nick Furia, director de SHIELD, que por supuesto, protagonizó dos títulos de Marvel creados por Stan Lee y Jack Kirby, Sargento Furia y sus Comandos Aulladores, donde se contaban sus aventuras en tiempos de guerra, y Nick Furia, Agente de SHIELD. Aunque en Elektra Asesina atisbamos un oscuro mundo en el que parece que no hay casi héroes tal y como los conocemos en los cómics generalistas, en cuanto a las pasadas apariciones de Nick Furia en Marvel no se han producido demasiados cambios. “Sigue siendo un personaje de Stan Lee y Jack Kirby de arriba a abajo”, aclara Miller.

Sin embargo, Miller nos comenta: “en la serie muestro otro lado del mundo [de Furia]” diferente al que se les ha enseñado a los lectores en las anteriores apariciones del personaje. “En Nick Furia, Agente de Shield aparecía todo un mundo de grandes cómics de aventuras realizados por Lee y Kirby, pero realmente no reflejaban cómo entiendo yo el funcionamiento de este mundo. He aprendido lo suficiente sobre las organizaciones gubernamentales como para creerme con los ojos cerrados que SHIELD funcione tan bien como nos han dicho hasta ahora o que nunca se haya visto en problemas por culpa de quién tenga al cargo.”

Personalmente, la lucha contra HYDRA y otros enemigos, que es a lo que se dedicaba Furia en sus propias colecciones, “es lo que suele hacer en su tiempo libre”, afirma Miller. En Elektra Asesina “Furia es tremendamente competente, es mucho más que el buen chico que hemos visto hasta ahora. Pero también tiene mucho más que manejar que lo que se nos había mostrado anteriormente. No es un Nick Furia que se ponga un uniforme para luchar contra otros espías. Es un hombre que comanda una monstruosa organización tecnológica de espías. Se pasa la mitad del tiempo hablando por teléfono con senadores, intentando que financien sus proyectos.”

“Definitivamente, Furia es un burócrata. Creo que una vez que una organización alcanza un determinado tamaño, se convierte en una especie de monstruo, sin importar las intenciones de la gente que trabaja allí. Y ya no buscan ser creativos. Se convierten en lo que yo llamo la burocracia.”

SHIELD se ha convertido en algo tan enorme que ni el propio Furia está seguro de todo lo que ocurre dentro de la organización, y por eso se pregunta Miller: “¿cómo podría hacerlo? La sección de SHIELD de Latinoamérica para la que trabajan Garrett y Perry opera de una forma que Furia no podría perdonarles. Durante el transcurso de la serie, Furia pondrá toda su atención sobre las actividades de Elektra, y los lectores podrán ver lo que ocurre cuando Furia se entera de las actividades amorales que ha estado llevando a cabo la división de SHIELD llamada Extechop.”
PERRY

La serie de Elektra presenta a varios villanos humanos. Dos de ellos, el embajador Reich y el candidato a la presidencia Ken Wind, son peones de la demoníaca Bestia que aparece en el primer número. Sienkiewicz ve a Wind (cuyo nombre se pronuncia “Wind” en el aspecto eólico, no como la acción de dar cuerda a un reloj, “winding”, tal y como parece que nos dicen los anuncios comerciales de su campaña) “como mucho más que una parodia de Kennedy, con el atractivo en plan "vecino de al lado”. En cuanto a Reich, Sienkiewicz lo compara con Kurt Waldheim (el político austriaco del que recientemente se reveló que había tenido un pasado de militancia nazi) o “como Melvin Belli yendo directamente hacia la catástrofe, con una apariencia muy distinguida pero bastante reprobable.”

Otro de los principales villanos de la serie es el colega de Garrett en SHIELD, Arthur Perry, que debuta en el segundo número. “Si lo comparas con Perry, Garrett es puro glamour”, declara Miller, “Perry es un hijo de puta sociópata”.

“Perry es un listillo”, dice Sienkiewicz, “es como Eddie Haskell, pero también es un verdadero punk, alguien sencillamente desagradable. De alguna forma hace que Garrett se parezca a Henry Fonda. Perry es alguien sencillamente corrupto, muy malvado, malicioso, nauseabundo. Un punk que se regodea de serlo. La primera vez que lo enseñamos, lo dibujé como si fuese un cretino. Muestra una sonrisa maliciosa, dientes de oro, tiene auténticos matices new wave y punk. Traté de hacerlo tan new wave como me fuese posible.”

Además, sobre el diseño de Perry Sienkiewicz también comenta: “como Garrett era tan fuerte y musculoso, quería crear a un personaje que fuese lo opuesto a él, completamente delgado y demacrado. Y también algo psicótico.” Perry también se parece un poco a otro fino villano de Miller y Sienkiewicz, Victor, el asesino de la novela gráfica de Daredevil. Sienkiewicz piensa que “hay algo en el diseño de los villanos que parece estar bastante reñido con la idea de hacerlos grandes físicamente. “Victor es alguien amenazador y espantoso, pero no es demasiado fuerte. No es grande ni poderoso. Es un escuálido tío de la calle cuyos ojos no miran en la misma dirección al mismo tiempo. Tiene ojos camaleónicos, pequeños ojos brillantes. Y creo que detrás de esos rasgos, Perry tiene el mismo parecido, como una especie de look psicótico. Me encanta hacerlos de forma que el encanto de estos villanos no resida en un gran tamaño, sino que parezca que hay algo detrás de sus ojos. Eso es lo que intenté hacer con Perry.”

Los ojos también son importantes en la descripción que da Sienkiewicz de otro de los personajes de la serie, Sandy, que aparece en el cuarto número. “Sandy lleva en coma desde hace años” explica Sienkiewicz, “y por fin sale del mismo en ese número.” Sobre su representación de esta joven chica, Sienkiewicz nos comenta: “intenté describir esa dulzura de ojos de cordero. Es tan vulnerable que resulta increíble.” Cuando sale del coma y “abre sus ojos, son del tamaño de teteras. Es como un cuadro viviente de Walter Keane.”
SURREALISMO EN LOS COMICS.

“Elektra Asesina es la serie más conscientemente surrealista en la que haya trabajado jamás”, afirma Miller. Sobre la declaración de Miller, Sienkiewicz responde, “¡Es algo perfecto! Quería hacer exactamente lo que me pidió. Aunque nosotros no lo hablásemos de una forma explícita, creo que él terminó dando en el clavo. Hay verdadero surrealismo en este material: son realidades cambiantes y técnicas cambiantes, porque al fin y al cabo a veces se convierten en imágenes humorísticas. Arrojamos una situación realista contra un dibujo inverosímil, o un dibujo muy realista contra la Bestia.”

El surrealismo que aparece en la serie resulta difícil de definir. Decir que la serie es surrealista no es como decir que es una lectura narrativamente inaccesible. Jo Duffy comenta: “Creo que la obra es surrealista gracias a los personajes. Pero tiene el mérito de que comunica una historia lineal de una forma que no lo es para nada. La historia es sencilla y directa, pero está expresada con una sofisticación tremenda. Los personajes principales, Elektra y Garrett, se ven sometidos a experiencias muy surrealistas durante la historia, así que el contexto es un tanto surrealista, pero está narrado de forma muy, muy hábil.”

Aún así, la presentación visual de la serie difiere ásperamente de todos los otros cómics mainstream, e incluso se despega de forma radical de los anteriores trabajos publicados por Sienkiewicz en los cómics. Sin embargo, lo primero que se puede hacer es definirlo bajo los términos habituales: surrealismo, de acuerdo con su definición, es “los principios, ideas o la práctica de producir imágenes fantásticas o incongruentes en el arte, la literatura o el teatro, a base de yuxtaponerlas o combinarlas de forma antinatural.”

Aquí tenemos algunos ejemplos del surrealismo de Miller y Sienkiewicz en Elektra: en el tercer número operan a Garrett de las heridas que sufrió en la entrega anterior. Sienkiewicz sugiere, y Miller está de acuerdo, que uno de los instrumentos quirúrgicos sea una máquina de coser de la marca Singer.

En la escena en la que aparecen Elektra y la diabólica Bestia, Sienkiewicz hace que el padre de Elektra forme parte del villano. Cuando Elektra piensa en su madre embarazada, se nos muestra un dibujo de la misma con el bebe visible en su interior. Una viñeta del padre de Elektra en la que éste aparece tumbado, muerto y cubierto de sangre, se ve acompañada por garabatos de escritura infantil.

Estos tres últimos ejemplos aparecen en el primer número, descrito por Miller como una increíble “explosión” por parte de Sienkiewicz. En ese número Sienkiewicz usa una extensa variedad de estilos. Por ejemplo, en una de las escenas en el interior del manicomio en el que han encerrado a Elektra, casi todas las otras mujeres tienen su misma apariencia, como si su miserable destino estuviese representado docenas de veces. O quizás se esté indicando que en el manicomio las han privado de toda individualidad.

En los siguientes números Senkiewicz no varía tanto su estilo, pero sigue alcanzando logros inusuales por todas partes. Los personajes dibujados de forma realista, como Elektra y Chastity, interactúan con otros mucho más caricaturizados, como Garrett y Perry. Uno de los más sorprendentes golpes de efecto de Sienkiewicz es su visualización del candidato presidencial Ken Wind. “Lo trato como si fuese una fotocopia”, dice Sienkiewicz, “sólo tiene dos expresiones, una de sombría determinación o cautela, y la otra es esa condenada sonrisa que enseña por todas partes. Siempre está intentando mostrar su mejor perfil”, y Sienkiewicz siempre intenta mostrar su cara mirando directamente de frente, sin preocuparse de la posición del cuerpo. Así que “parece un búho”, comenta Sienkiewicz, refiriéndose a la habilidad de ese pájaro para torcer su cabeza casi por completo. “Con él he roto todas las leyes de la física, pero me parece muy bien. Probablemente parecerá muy bizarro, pero hace que la serie sea definitiva."


Ninguna de todas estas inusuales visualizaciones aparecen sin un motivo. Tal y como indica el tratamiento que hace Sienkiewicz de Ken Wind, dichos efectos se utilizan como recursos para observar a los personajes y sus acciones. Esto es lo que Sienkiewicz daba a entender en su reciente entrevista en el Comics Journal, cuando hablaba de que solía hacer los dibujos de Elektra como un contrapunto de las palabras del guión de Miller; no siempre crea una imagen simple y directa de lo que le pide Miller, sino que utiliza las imágenes como una opinión, como una interpretación. “Los guiones de Frank son más o menos sencillos,” comenta Sienkiewicz, “y lo que hago con el dibujo es decir, de acuerdo, vamos a ver cuán lejos podemos llegar con todo esto.”

A Miller le encanta lo que hace Sienkiewicz. “Creo que la absoluta explosión del primer número me impresionó por completo,” comenta. “Es cierto que no es lo que me había imaginado cuando estaba trabajando en el guión. Es mucho más diverso, aventurado y atrevido. Desde un principio, el guión se adentraba en esa dirección surrealista,” pero ahora, gracias a las imágenes, la serie ha cogido un tono surrealista mucho mayor. Miller indica que el lugar hacia el que tiende Sienkiewicz es la forja del realismo puro, porque “cuando dibuja de forma más realista, es mucho más realista de lo que lo suelen ser los cómics de super-héroes”. Supongo que hemos conseguido sacar gran parte de lo que tenía Sienkiewicz en su interior esperando para salir. El enfoque de Sienkiewicz no es lineal, generalmente es un enfoque más o menos poético de la narración, y creo que podría resultar muy difícil intentar acomodarlo en un cómic mensual habitual”.

Por ejemplo, Miller encuentra muy apropiado que Sienkiewicz caricaturice tantísimo a Garret en sus dibujos, ya que el autor entiende que en parte, Garrett es una parodia del machismo. “Bill lo hace parecer alguien totalmente absurdo, ¡me encanta!”.
Contrastando enormemente
 con el estilo de trabajo habitual “a lo Marvel”, en donde el guionista escribe primero el argumento para el dibujante, y luego escribe el guión una vez se hayan finalizado los dibujos, Miller (tanto en Elektra como con el resto de sus proyectos) escribe primero el guión completo, con los diálogos y la descripción de cada viñeta. (Sienkiwicz puede variar la distribución de las viñetas si así lo desea). Después de que Sienkiewicz dibuje las páginas, Miller puede que realice más cambios dependiendo de las inusuales imágenes que le entregue el dibujante. Por ejemplo, en el primer número, en la escena en la que Elektra asesinaba a una víctima subida a un tiovivo, Miller añadió unas cuantas frases, algunos fragmentos de frases, para crear un ritmo verbalizado, porque comenta que sintió que era algo bastante apropiado para la escena. “Me di cuenta de que según estaba guionizando los dibujos de Bill, un cierto tipo de verso casi en blanco empezó a surgir como perfecto contrapunto verbal de sus dibujos. Y lo mismo me ocurrió en otros muchos casos,” como en la escena del tiovivo. “Fragmenté mucho más la escena”. Miller añade que ese es uno de los ejemplos de cómo Elektra “me hizo hacer cosas que nunca había hecho antes.”

Hasta que no miró los cambios que Miller había hecho en el guión, Sienkiewicz estaba bastante preocupado por haber ido demasiado lejos en aquel primer número. Se sentía, comenta, “indeciso a la hora de dibujarlo”, destacando los variados estilos del primer número, y que “estaba nervioso de que todos esos estilos no acabasen de cuajar al mezclarse”. Pero cuando Sienkiewicz vio que después de mirar sus páginas Miller reescribía el número, el artista cayó en la cuenta de que “de repente, todos esos estilos variados funcionaban y se convertían en una entidad propia. Miller escribía a partir de mis múltiples estilos y hacía que todos juntos cobrasen sentido
.” Sienkiewicz cree que en el primer número “estaba jugando un poco a hacer de contrapunto del texto de Frank”, para ver hasta dónde podía llegar si oponía sus imágenes a las palabras, aunque en los últimos números el efecto sea menor. Pero Sienkiewicz no descarta hacerlo de nuevo en otra serie. 

Sienkiewicz cree que los cómics mainstream hacen demasiado hincapié en que todo parezca demasiado realista, para conseguir así una continuidad visual. “Elektra ya tiene la suficiente continuidad visual“, dice, “pero es la continuidad del surrealismo. De esa forma hacemos que todo adquiera sentido y que funcione en conjunto.” La realidad que se retrata en la serie no se basa en las apariencias externas. “Es una realidad interior, una realidad de lo emocional.” Sienkiewicz ya había comentado que dibujaba tal y como sentía las cosas y que no quería retratar su apariencia. En Elektra se ha dejado llevar por dicho principio mucho más allá que en sus cómics anteriores.
NARRADORES POCO FIDEDIGNOS

Existe una razón más para el estilo irreal que se utiliza en Elektra. En Elektra Asesina el autor no realiza la labor de narrador omnisciente, sino que en su lugar, la mayor parte de los actos que ocurren a lo largo de la serie nos son contados por los propios Garrett y Elektra. Por eso, a veces la realidad se retrata como si hubiese sido imaginada por uno de ellos, o más específicamente, por cómo Sienkiewicz y Miller son capaces de dramatizar la comprensión de cada personaje de la misma. Y por eso el recuerdo que tiene Elektra de su pasado en el primer número no es necesariamente real. Miller ha escrito todos esos flashbacks como si él fuese Elektra, que en ese momento tiene la memoria completamente embotada y esos fuesen sus recuerdos. Además, a continuación Sienkiewicz presenta dichos flashbacks de una forma que parecen sugerir la percepción que tendría una niña pequeña, de tal modo que también hace su propio comentario visual sobre lo que recuerda Elektra con ese estado mental concreto. “A veces,” dice Sienkiewicz, "la forma en que la realidad es retratada se convierte en algo muy subjetivo para el narrador”. En la secuencia en la que Elektra recuerda la sangrienta muerte de su padre, “traté de distanciarme de toda esa brutalidad dándole un aspecto muy infantil a todo”. Por lo tanto, el lector debe saber que la forma en que Garrett y Elektra perciben la realidad no es necesaria y objetivamente la real. Miller apunta hacia Rashomon, la película de Akira Kurosawa en la que se cuenta varias veces el mismo hecho, pero cada vez de forma radicalmente diferente, dependiendo de la perspectiva de los diferentes testigos.

En cuanto a Elektra Asesina, Miller comenta: “Imagínate rodar Rashomon protagonizada por unos personajes a los que se les podría cuestionar su salud mental.” En el primer número de Elektra “intentamos dilucidar qué es lo que ha ocurrido a través de narradores en los que se puede confiar muy poco y que están obsesionados consigo mismos.”

“Algo que he podido sentir varias veces mientras estaba trabajando en la historia,” dice Miller “fue que la mayoría de historias super-heróicas son fantasías de poder narcisista. Realmente, la serie de Elektra es muy parecida, solo que no trato el narcisismo como si fuese algo positivo. Los dos protagonistas están completamente obsesionados consigo mismos, y por ello son figuras muy oscuras y destructivas. La realidad es algo muy difícil de encontrar en esta serie. Como también puede serlo para un verdadero narcisista.”

Aún así, Jo Duffy dice que Elektra Asesina se puede entender fácilmente. “Los dibujos son muy, muy excitantes y bonitos. Puedes mirar cada página y comentar lo que está pasando en las viñetas sin tener que leerte el argumento.” Pero la interpretación exacta de los sucesos puede ser otra cosa. “Las ilustraciones no retratan lo que está pasando en realidad”, dice Miller. “La narración tampoco describe lo que ocurre. Hay algo que parece desajustado, y un pequeño elemento de ese desgarro es lo único real. Tienes que deducir qué es la realidad
, no es algo que se te ofrezca de una forma clara y cristalina.”
ELEKTRA COMO COMEDIA NEGRA

A pesar de la violencia e incluso del horror que se puede encontrar en Elektra Asesina, tanto Miller como Sienkiewicz hablan de la serie como si fuese una comedia, y Sienkiewicz llega tan lejos como para comparar los primeros números donde aparece Garrett con los dibujos del Correcaminos de Chuck Jones. Al escuchar la comparación Miller se ríe y dice, “hay cierta parte de la historia, en particular en los números dos y tres, en los que Elektra y Garrett hacen mucho más que interpretar al Correcaminos y a Wile E. Coyote.” A pesar de los intentos de Garrett por apresar a la intocable Elektra, ésta se escapa mientras él acaba burlado, viendo cómo fracasan sus planes por su culpa. Además, comenta Miller, más adelante se hace un uso bastante salvaje de la maquinaria, como por ejemplo cuando en el número cinco Garrett monta en un trineo volador para poder capturar un helicóptero. “Creo que es muy del estilo Kirby”, medita Miller, “pero tampoco estoy en desacuerdo con las referencias a Chuck Jones que ha hecho Bill.”

Aún así, los lectores no deberían buscar en Elektra el estilo humorístico de los Looney Tunes. Cuando Miller y Sienkiewicz describen Elektra como comedia, lo que intentan decir es que es una comedia muy oscura e irónica; aunque no les falten extraños recursos que provoquen la hilaridad. Cuando se le pregunta a Miller si el humor de Elektra provoca más la risa o en realidad es algo más irónicamente oscuro, replica: “en su mayor parte está más cerca de lo segundo, pero al leer las escenas en las que Bill y yo hemos encajado nuestro trabajo como teníamos que hacerlo, te vas a sorprender mientras te carcajeas sin saber muy bien por qué.”

Miller compara el oscuro humor de Elektra al que nos podríamos encontrar en las películas de Martin Scorsese, en particular en Taxi Driver, que como ocurre con Elektra trata sobre la violencia y la locura. “En Taxi Driver hay mucho humor”, asiente Miller. “Todo lo que sucede entre Cybill Shepherd y Robert De Niro me parece fascinante, porque los personajes son muy obsesivos. La realidad es que lo que vemos en la pantalla no es lo que está viviendo ninguno de los dos. Él se ha construido una imagen que no tiene nada que ver con ella excepto por su apariencia física. Y ella no es capaz de comprender el mundo en el que vive el protagonista. Y hay algunos momentos en los que se convierte en una especie de cómic muy desagradable, como cuando la lleva al cine porno en su cita.” En gran parte, el oscuro humor de Elektra se apoya en la sutilidad y en lo que se puede leer entre líneas. La ironía en la ficción ha sido definida como el modo en que los personajes son manipulados por fuerzas más grandes que ellos mismos, sin poder enfrentarse a ellas con éxito, condenados a ser derrotados de una forma grandiosa y trágica, y puede que además afrontando un completo absurdo.
En ciertas ocasiones, en Elektra el elemento irónico se apodera de ese heroísmo del mundo del comic-book “más grande que la vida”, produciendo un extraño efecto. Garrett es manipulado y humillado por Elektra, y su destino, siendo degradante y en algunas ocasiones incluso horrible,  es presentado por Miller y Sienkiewicz con un cierto toque disparatado. Garrett, dice Miller, “se encuentra en algún sitio entre el héroe y el payaso. Se siente más como un payaso que como un héroe.” Miller apunta hacia los westerns filmados por Sergio Leone: “son muy sombríos e irónicos, una especie de vistazo de cómic al mundo que retratan. Por ejemplo, en "El bueno, el feo y el malo" los tres personajes tienen tres características cada uno.” Ninguno de ellos es del todo un héroe o un villano, "y en cierta forma, todos ellos son peones.”

Y aún así, si el lector es capaz de armonizar con el espíritu propuesto en Elektra Asesina, a veces se podrá encontrar con genuinos momentos de carcajada, y según avanza la serie, con mucha frecuencia “aparecerán bastantes elementos divertidos por todos lados”, dice Miller, “en particular gracias a Garrett.” Particularmente en algunas de las historias presentadas en el cuarto número. También hay mucho humor intencional en la entusiasta caricaturización que realiza Sienkiewicz de personajes como Garrett, Sandy y Ken Wind. Lo humorístico se produce en su mayoría gracias a la evolución del romance entre Elektra y Garrett. (El irónicamente cómico romance entre los dos asesinos de la película más reciente de John Houston, El Honor de los Prizzi, se le asemeja bastante.) Los lectores deberían vigilar los finales del tercer y quinto número, las fantasías sexuales de Sandy del cuarto número, y la asombrosa portada de Sienkiewicz con un estilo de San Valentin protagonizada por Garrett y Elektra de uno de los últimos números.
POLITICA Y COMICS

En los trabajos más recientes de Frank Miller hemos podido leer algunos argumentos plagados de temas políticos, algo que no se había visto en los cómics mainstream desde principios de los años setenta. El vigilantismo de Batman 
que aparecía en el Dark Knight era explícitamente político. La participación norteamericana en la desestabilización de la política nicaragüense fue descrita de forma explícita en el trabajo más reciente de Miller en Daredevil, y en Elektra o Dark Knight tampoco se han ocultado diversos elementos políticos.

En Elektra Asesina, SHIELD es una versión super-tecnológica de la CIA, mientras que la división sudamericana de SHIELD aparece retratada en la serie haciendo gala de “un comportamiento bastante vergonzoso”, según Miller. E
n los títulos de Miller el presidente de los EE.UU es un personaje más. En Batman aparece como una clara parodia de Ronald Reagan, mientras que en Elektra, Sienkiewicz dibuja un sorprendente y humorístico retrato que mezcla a Reagan con Richard Nixon.

¿Por qué ha decidido Miller tratar dicha temática de forma tan asidua? “Es algo bastante obvio. La política siempre ha formado parte de la tradición del dibujo humorístico, sobre todo en los chistes de una viñeta realizados para los periódicos,” los “cartoons” políticos estándar. Porque algunos autores de cómic han hecho trabajos muy políticos en el pasado, como ocurría con Walt Kelly en Pogo y Garry Trudeau en Doonesbury. “La obra de Garry Trudeau ha tenido mucho peso en lo que estoy haciendo ahora mismo”, comenta Miller.

El giro de Miller hacia los temas políticos “tiene mucho que ver con que ahora mismo esté muy interesado en todo lo que está pasando ahí fuera, mucho más de lo que lo solía estar antes”.
“También tiene mucho que ver con mi estilo. Creo que en mi obra existe un fuerte vínculo entre fantasía y realidad.” Los cómics de cualquier tipo pueden llegar a tener una intencionalidad social. No me refiero a que estemos haciendo historias que supuestamente se encuentran más ancladas en el mundo real, pero parece inevitable que las ofrezcamos bajo un contexto político.” Puede que la fantasía super-heróica se centre más en el poder y en lo real, comenta Miller, cuando se encuentra anclada a un contexto más político y social.”

“Para que las historias de super-héroes sean poderosas”, sostiene Miller, “tienen que tener una base real, tanto psicológico como sexual o política, o lo que sea. Y en particular, por culpa del aspecto tan desesperado que tienen los cómics actuales, supongo que ha llegado la hora de reevaluar y volver a pensarnos algunas cosas, como he hecho yo mismo al introducir el contexto político.”

Miller cree que el uso de temas políticos “es una consecuencia de que los cómics se hayan empezado a escribir para lectores de más edad.” Pero el autor también afirma que los comic books ya tenían cierto contenido político entre 1930 y 1950. “Los super-héroes más importantes de todos, Superman y Batman, tenían contenido político desde un principio, especialmente Superman,” que luchaba incluso contra líderes bélicos y defendía a la gente normal. “Puede que ahora resulte difícil creérselo”, dice Miller, “pero Superman empezó como cualquier otra cosa excepto lo que podríamos calificar como un héroe de derechas. Creo que fue la simple negligencia la que causó que el contenido político se evaporase de los cómics de super-héroes. Incluso en los setenta, cuando la política volvió a impregnar los cómics, y siendo algunos de ellos muy buenas obras, por lo general tan sólo fue una moda más de las muchas que abrazaron los comic books.”

Acerca del uso de contenido político comenta: “supongo que el mejor razonamiento que podría hacer se parecería a lo que dijo Sting hace poco (y estoy parafraseándole), que es que ésta no es una época para divertirse, sino que estamos en una etapa en la que hay que ser mucho más serios, porque vivimos momentos muy oscuros. Y nos encontramos plenamente inmersos en ellos. Vivimos en una época muy amenazadora. Me gusta que haya algún tipo de relación entre el mundo real y mi trabajo. No sólo quiero hacer fantasías escapistas. Odio la palabra “escapismo” casi tanto como odio el término “modelo de conducta”. Históricamente, creo que los autores de cómic han tenido un maravilloso papel en la sociedad (como comentaristas políticos) y que deberíamos valorarlo tanto como nos resultara posible.”

Como ocurría en Dark Knight, en Elektra Asesina se critica ásperamente tanto el estilo progresista de los sesenta como el actual Gobierno conservador, así como también la propia estructura de la burocracia gubernamental. Miller afirma que “el objetivo del autor de cómic” realmente debe ser criticar ambos lados del espectro político de las mayorías. “Me parece que 
poner en relieve lo que se está haciendo mal forma parte de la labor del autor. Ahora se están haciendo algunas cosas extremadamente estúpidas. El partido demócrata está anclado en los sesenta y el partido republicano se esfuerza en abrazar los finales de los cuarenta.” 

Al hablar sobre los comentarios políticos en los cómics, Miller también opina que su papel debe ser el de un crítico, pero que necesariamente no tiene por qué ofrecer soluciones, “un autor debe ser crítico de muchas formas”, declara. “Aunque si intentas serlo creo que corres el peligro de convertirte o bien en un cínico o bien en un ideólogo.”

Según Miller, un ideólogo “representa un solo punto de vista e ignora todos los hechos que pueden contradecirlo. Yo prefiero tener un punto de vista en lugar de una ideología: un punto de vista me parece más personal, más flexible. Cuando hice Dark Knight, una de las cosas que me parecieron más divertidas fue cuando intenté reflejar todas las diversas posturas políticas que se me ocurrieron.”

“No puedo afirmar que mi punto de vista político sea directamente progresista o conservador. Me he fijado tanto en Walter Mondale como en Ronald Reagan y ahora mismo no estoy dispuesto a atarme a ningún movimiento o causa en particular.”
EL ARTE DE LA COLABORACION

Sobre su colaboración con Sienkiewicz, Miller comenta: “trabajar con Bill ha sido como empezar mi carrera en los cómics de nuevo. Y creo que para Bill trabajar significa reiniciar su carrera una y otra vez, porque su imaginación es muy volátil. Ninguno de nosotros podríamos haber hecho una obra como esta por separado.” El autor cree que la serie es algo más que un producto compuesto por las personalidades de ambos. “Bill y yo somos muy diferentes y esto es lo que se puede conseguir al mezclarnos. Durante el proceso nos retábamos el uno al otro, y en algunos momentos parecía como si estuviésemos jugando al voleibol, disparándonos ideas a discreción. Ahora es más como un partido de tenis, todo se ha acelerado. Nuestro trabajo ha alcanzado una dimensión mayor gracias a que nuestras personalidades son muy diferentes entre sí.”

En lugar de usar un narrador omnisciente Miller da voz subjetiva a los personajes, algo que
 tiene mucho que ver con su colaboración con Sienkiewicz. La anterior novela gráfica de Daredevil también estaba narrada desde el punto de vista de los personajes. “Desde un principio,” dice Miller, “me di cuenta de que Bill y yo teníamos que hacer una obra que fuese esencialmente subjetiva. El primer guión que escribí” (que terminaría convirtiéndose en la novela gráfica) “estaba narrado de forma completamente subjetiva. Cuando me fijé en los dibujos de Bill caí en la cuenta de que si todo estaba contado desde el punto de vista de un narrador omnipresente se podría estropear lo que los dibujos estaban intentando comunicar.”

Trabajar con Sienkiewicz ha cambiado algunas de las ideas de Frank Miller sobre la narrativa en los cómics. “Lo que más me asustó de trabajar con Bill es que siempre me había pensado que los dibujos tenían que ser mucho más objetivos que el guión. Con Bill descubrí que muy a menudo lo opuesto es lo mejor. El primer número de Elektra me pilló con la guardia baja. De repente, una historia que había visualizado de una forma relativamente sencilla se convirtió en algo maravillosamente gráfico y subjetivo. Por lo que tuve que reescribir el argumento un montón, convertirlo en algo mucho mejor. Supongo. Así que el producto final me parece mucho más desafiante.”

"Mientras estábamos haciendo el proyecto, a menudo he podido darme cuenta de que lo que quería transmitir con las palabras ya lo estaban haciendo los dibujos de Bill. Así que intenté hacer con las palabras algo diametralmente opuesto a los dibujos. Un buen ejemplo puede ser la escena del primer número donde Elektra está en la ducha con las otras mujeres.” Tan sólo por el dibujo ya “puedes sentir cuánto frío tiene y cuán degradante y horrible es toda la situación.” Por lo tanto, Miller creía innecesario describir la escena con textos explicativos, y en cambio los utilizó para hacer algo totalmente diferente con los pensamientos de Elektra. “De esa forma podía permitirme jugar con los pensamientos de los personajes, que se contraponen a lo que les está sucediendo.” Corresponde entonces al lector decidir por qué Elektra está pensando en esas cosas mientras experimenta una situación tan humillante. Además, dicha técnica ayuda que la obra ofrezca múltiples niveles narrativos.

Miller cree que su colaboración con Sienkiewicz les ha influido narrativamente a ambos. Se dio cuenta de que en algunos números posteriores de la serie 
Sienkiewicz había dibujado ciertas puestas en escena muy del estilo de Miller. Y en cuanto a cómo le ha influido el dibujante, Miller apuntaba a la viñeta en la que Batman sostenía el cadáver del general del segundo número del Dark Knight. “Nunca habría hecho esa escena si no hubiese trabajado antes con Bill”, asegura Miller. “En cuanto al concepto en general sobre el cómic, Bill y yo venimos de mundos completamente diferentes. Bill se orienta más hacia la ilustración, y yo tengo la idea de que una única ilustración es capaz de encapsular todo un suceso. Son formas diferentes de hacer cómics.”

Miller resume: “trabajar con Bill es un enorme e intenso proceso de descubrimiento. Ha sido la colaboración más pura que cualquiera se podría imaginar
.”
EXPERIMENTACIÓN

Mientras echa un vistazo al primer número de Elektra Asesina, que ya se encuentra a la venta, Miller comenta: “me asombra lo bien que funciona todo. Me sorprende mucho lo bien hilvanado que está.”

Pero, ¿cómo cree que reaccionarán la mayoría de los lectores? “Espero que también se sorprendan. No se parece a ninguno de esos cómics a los que la gente está tan acostumbrada.” Los siguientes números tienen una narrativa algo más “lineal”. Miller y Sienkiewicz anuncian que la historia tiende más hacia la acción. Pero con el último número de la serie, Miller espera sacudir las expectativas de los lectores tanto o quizá más que como ha hecho con el primero.

“No creo que Bill y yo seamos deliberadamente oscuros”, explica Miller. “Hay un método en nuestra locura. Hemos trabajado conjuntamente de la forma más efectiva que hemos podido para conseguir que nuestra historia funcione. Creo que cualquier obra debería estar hecha para poder comunicar algo. Pero supongo que como la narrativa de los cómics sigue ciertas pautas, en cuanto las aplicas demasiado te puedes quedar paralizado. Cuando explotas una y otra vez los viejos métodos, finalmente te encuentras con un montón de clichés entre manos.”

Al preguntarle por la reciente publicidad que ha recibido Dark Knight y su figura como creador en la Rolling Stone y en algunos otros medios, Miller comenta: “la percepción sobre los cómics está empezando a cambiar, y a mí me están poniendo como ejemplo. La gente empieza a juguetear con este medio. Además, algunos autores han empezado a escribir material mucho más sabroso, obras que están directamente realizadas para los lectores veteranos. Actualmente los creadores están dándole más vueltas a su material y eso ha atraído a nuevos lectores.”

“La gente está hambrienta de novedades. Creo que en lo que se refiere a los medios de entretenimiento, nos encontramos en una época increíblemente deficiente. En particular, parece que en Hollywood hayan decidido que la gente es completamente estúpida.”

"Por su misma naturaleza, este tipo de cómics son casi como una expresión underground. Leer un comic book es una experiencia realmente íntima.” Los autores de cómics suelen trabajar con un estilo personal. “En el mejor de los casos, crear cómics es una forma directa de escribir con dibujos. Y además, creo que también son una especie de forma de comunicación privada entre el artista y el lector, porque el lector hace un esfuerzo mucho mayor para poder seguir la historia. Es muy personal, porque tus ojos están interpretando esos trazos y asimilándolos como una experiencia personal. Echa un vistazo a “Snoopy”. Me parece una tira muy hermosa. Cada uno de los personajes que la pueblan tiene mucha personalidad. Y la mayoría están dibujados con cinco trazos. Charles Schulz nos da las pautas y somos nosotros los que interpretamos a Carlitos.”
“Hasta ahora habían sido los propios comic books los que le habían vociferado a todo el mundo que eran basura, así que se han ido haciendo cada vez menos personales, menos dramáticos y menos relevantes. Pero recientemente la gente ha empezado a fijarse en ellos y ha comenzado a ampliar su percepción sobre el medio. Ahora se están haciendo las suficientes obras de primera como para cambiar los conceptos que se tenían sobre el medio (me refiero al material de Alan Moore en particular), y le hemos demostrado al público que si están dispuestos a esforzarse un poco más en la lectura del cómic, es muy posible que obtengan mucho más a cambio. La obra que está haciendo Bill es extraordinaria, pero puede que seguir su forma de narrar sea un poco más difícil de lo habitual.”

“En la actualidad los cómics están muy cerca de conseguir el mismo estatus que tenía el rock and roll en la época de Elvis Presley y Patsy Cline. Llevan demasiado tiempo sumergidos, y 
gracias a la colisión de varios factores diferentes y aislados entre sí, han empezado a sacar la cabeza y se han comenzado a editar obras mucho mejores que las que se hacían antes.”

A Miller le gustaría decirle a la gente que quiere leerse la serie de Elektra Asesina “que se mantenga fiel a la historia, porque creo que recibirán una recompensa a cambio. Me parece que por fin el público ha ampliado la percepción en cuanto a lo que los cómics son capaces de hacer. Estamos hablando de un medio increíblemente versátil. Estamos hablando de nada más y nada menos que de la combinación de palabras y dibujos de todas las formas posibles. Hay una increíble cantidad de cosas que podemos hacer en el medio, y finalmente están empezando a ocurrir cosas en este negocio.”

“Para mí, Elektra vibra de la misma forma que Ronin. Hemos entrado en territorio inexplorado. Es un territorio que vale la pena explorar, pero demanda un esfuerzo mucho mayor.” Cuando compara Elektra con Dark Knight, Miller declara que “en cuanto a la forma de utilizar el medio, creo que Elektra es mucho más audaz. Las metas de ambos proyectos son muy, muy diferentes. En cuanto a la forma, Elektra es la cosa más experimental que haya hecho nunca, y en esto también estoy incluyendo a Ronin. Creo que Elektra es nuestro intento de hacer algo novedoso. Si hablamos de experimentación en el medio, como mínimo me he esforzado tanto como cuando hice Ronin. Dark Knight era más parecido a una síntesis de todo lo que sabía hasta entonces. Fue más un intento de coger todos los cómics que se habían hecho y llevarlos un paso más allá, pero Elektra es un nuevo tipo de criatura.”