lunes, 3 de junio de 2013

ENTREVISTA CON "METAL" MIKE SAUNDERS

"METAL" MIKE SAUNDERS entrevistado por BRAD & LUCY para Mystery Island. Por Brad Hamlin y Lucy Hell, 2007. Traducción por Frog2000

I see black Christmas trees
Barbed wire, funeral homes
I see your face, forest fires
Rats in the streets gnawing at your bones
'Coz I'm (inside my brain)
I'm looking out yeah (inside my brain)
But there's a hole in my head (inside my brain)
A brand new world there, yeah
Inside my brain brain brain

Angry Samoans


LUCY: Hola Mike. Por favor, ¿podrías explicarnos cuáles fueron tus primeras influencias en la escena del punk de L.A.?

"Metal" Mike Saunders: espera que me acuerde...

METAL MIKE: Estábamos bastante influenciados por los primeros conciertos de Fear, la forma de asaltar verbalmente a la audiencia del cantante, etc. En esos días y años pre-sida solían contar chistes sobre polacos.

(Lee Ving [imitando al cantante de Fear]: “Vosoutros" sois un puñado de maricones, ¿Por qué deberíamos tocar para "vosoutros"?") Los conciertos de FEAR en el Troubadour, en el invierno del 78-79, fueron en concreto los primeros shows de punk de L.A. donde pude ver una banda que me hizo pensar que definitivamente los samoanos queríamos formar parte de todo esto. Era un verdadero asalto contra el público, infernalmente divertido, y como sabes, esos tipos de la banda eran increíblemente duros y profesionales. Me parece que nosotros nunca hemos sido unos "duros", pero nuestra obsesión desde el principio era la de NUNCA DEJAR ESPACIO ENTRE CANCIONES, Y ESTAR SIEMPRE EN SINTONÍA, y eso tenía mucho que ver con haber visto a Fear en directo, mucho antes de que consiguiesen una gran audiencia. Tenían como esa especie de tremenda "actitud bromista" entre ellos en la que no dejaban meterse a nadie más.

Cuando era batería de VOM [la banda de Mike anterior a los Angry Samoans] pude ver el mejor concierto que he visto nunca en Los Ángeles, actuaron los primeros Dickies, cuatro sets durante más de dos noches en el Whisky, en marzo de 1978. VOM tuvimos el honor de tocar como sus teloneros. ESA alineación concreta de los Dickies originales, en ese momento, en una sala con buen sonido, sin duda ofreció la oportunidad de poder ver a la banda más asombrosa que yo hubiese podido ver nunca. “I’m OK You’re OK”, fue la única grabación de los Dickies que se acercaba a cómo sonaban en vivo. Pero mi grupo favorito de todos los tiempos, tanto en directo como en disco, de los primeros años de la escena de L.A. fueron esos chavales de Red Cross. La alineación de 1980, con Chet (Wasted Youth), Dez (Black Flag) a la guitarra, y Jeff como cantante, ¡era increíble! Se supone que sólo tocaron algunos conciertos antes de que McDonalds tirase la toalla y dejase la escena hardcore punk.

A nosotros no nos influenciaba ninguna banda externa a L.A. ... esa es la pura verdad. Nuestro estilo a la hora de componer era mezclar todo lo que siempre habíamos escuchado desde 1965 hasta 1978, desde el garage punk de los sesenta hasta los Dictators de 1974, pero comprimiéndolo en nuestros propios temas (muchos incluso estaban escritos antes de que la banda se formase en agosto de 1978) en un nuevo y más rápido estilo punky, COMPLETAMENTE influenciado por el hecho de formar parte de la escena de Los Ángeles. Fue una de esas cosas locas que sucedieron de repente, como lo que puede ocurrir con cinco personas diferentes en cinco asientos distintos en la misma sala de cine, que pueden tener la misma idea al mismo tiempo.
LUCY: ¿Cuál fue vuestro primer concierto?

METAL MIKE: Nuestro primer concierto fue el 31/10/78, durante el fin de semana de Halloween, en San Francisco, en un sitio llamado Mab que era un cine y sala de conciertos en donde teloneamos a Roky Erickson & the Aliens. Miro la corta lista de once canciones del repertorio... y cuando reviso las que ha tocado nuestra banda en Alemania (y en algunos otros países de Europa) por primera vez en junio de 2003, puedo ver que 7 de aquellas 11 canciones siguen en el set de los conciertos ¡a petición de la audiencia! Como cualquier cortés jukebox humana, tocamos entre 20 y 22 de las originales más populares, además de una jodienda de versiones de rock o punk rock, lo que da como resultado un concierto de treinta canciones y cuarenta y cinco minutos, pero en mi opinión, los conciertos que solían ofrecerse entre 1979 y 1980, donde ninguna banda, incluso los cabezas de cartel, tocaba más de 30 minutos, fueron los mejores. ¡A principio de 1980 los nuestros consistían en veinte canciones en veintiséis minutos!

No es necesario decir que al siguiente año tocamos esas siete canciones de 1978 de forma mucho más rápida, más salvaje y mucho peor, justo cuando empezamos a estar influidos por haber visto y escuchado a grupos como Red Cross, The Crowd, Black Flag y Fear, (nuestros shows favoritos fueron sus conciertos de 1979-80) ¡Te pateaban el culo!

LUCY: ¿Cuál era el mejor sitio para tocar o ver conciertos en la Bay Area?

METAL MIKE: 924, en Gilman St. Es una de las salas que mejor suena del universo, con una magnífica acústica natural.

BRAD: Háblanos sobre las veces que habéis contratado a Green Day para vuestros conciertos.

METAL MIKE: Green Day... pude verlos por primera vez en  un bolo de los Samoans en Gilman St., a finales de 1990, justo después de que Tre se hubiese unido a la banda. Estuve preguntando por ahí cuál era la banda local que más molaba para tocar con ella y todo el mundo (quizá dos personas) me señaló: “Green Day. Green Day. Green Day.” Así que me compré el Slappy EP y pensé que era muy bueno. Así que en el mismo momento que los escuché tocar en directo, se convirtieron en mi banda favorita de todos los tiempos. Los contraté para varios de nuestros conciertos... en el Phoenix Theater en Petaluma (500 personas acudieron para ver a Samoans/ Mr. T/ Green Day, ¡fue un gran bolo!), en el concierto de Año Nuevo de 1990 en Gilman, con los Samoans/ Green Day/ MUMMIES/ Blatz, y por último y definitivamente el show menos molón, el primer concierto de Green Day en algún club de Hollywood, en una de esas noches de domingo donde se apilaban 8, 9 o 10 bandas y en las que sólo el cabeza de cartel utilizaba su propio equipo. Todos los demás solían compartir amplificadores y baterías. Algo más tarde, ya de noche, Larry Livermore y Billie Joe me buscaron y explicaron que tenían que tocar por lo menos una posición anterior de la que les había tocado para poder conseguir que Tre volviese al colegio a tiempo a la mañana siguiente (lunes). Así que localicé al hermano de Bill Holdship, Barry, y le convencí de que era necesario que Green Day intercambiase su posición. Tre consiguió llegar al colegio a tiempo y luego vendieron 30 millones de discos y todo el mundo se quedó muy contento.
BRAD: Volvamos a mi hogar de L.A. durante un momento. Has estado hablando sobre 1978 y de cómo empezó todo en general, has hablado de influencias y todo eso, pero ¿qué es lo que ocurría en 1978? ¿Cómo conseguísteis tocar en Rhino Records?

METAL MIKE: De acuerdo, tocamos un divertido concierto, aunque sin-oportunidad-de-ser-fichados en una tienda de discos. Fue en mayo de 1979. Ofrecimos dos conciertos en "Rhino Records" la noche de un sábado por el placer de hacerlo (el equipo de sonido nos costó 50 dólares que pedimos prestados). Tocamos dos sets y entre uno y otro, dos de nuestros miembros, Kevin (GTR) y Bill (batería) hablaron entre ellos y decidieron que en cuanto terminásemos querían ir a una fiesta que se iba a celebrar, por lo que decidimos que (Bill = batería, era quien establecía los tempos) tocara el segundo show mucho más rápido de lo normal para que pudieran largarse... y eso es exactamente lo que hicieron. Ja, ja, es una historia divertida, porque el futuro ingeniero de Rhino Records, Bill Inglot, estaba grabando el concierto tan sólo por el placer de hacerlo detrás de la caja registradora. Escuchamos la cinta a la semana siguiente y otros dos miembros de la banda (todd / bajo, yo mismo / gtr) decidimos que era mejor tocar de esa forma, más rápido. Dos meses más tarde (con una guitarra principal distinta), se convirtió en la nueva regla a seguir a rajatabla de la banda.

Al siguiente mes, en junio de 1979, Black Flag editó el mejor 7" que nunca se hubiese puesto a la venta en L.A. en cuarenta años: Nervous Breakdown/Wasted/I've Had It/Fix It. Probablemente me comprase una copia en el mismo momento en el que leí o escuché hablar de su existencia (creo que fue en Slash). Esas tres cortas canciones de la cara B arrojaban una idea más en toda esta mezcla: CUANTO MÁS CORTO, MEJOR.

Mientras tanto, allá abajo en Huntington Beach, y de nuevo en Hawthorne (en los locales de ensayo compartidos con Black Flag en The Church), tanto a The Crown como a Red Cross se les ocurrió la misma idea por su cuenta: resumiendo, LAS CANCIONES CORTAS DE UN MINUTO SON LAS MEJORES.

En mi opinión, esas fueron las cuatro únicas bandas que estaban dando conciertos constantemente durante el otoño de 1979 (y actuando juntas en algunas ocasiones) y que fueron las primeros bandas "proto-hardcore" de LA. Lo digo por las siguientes razones: eran más rápidas y sus canciones eran más cortas. Los Germs no solían tocar demasiado (o quizá nada), porque estaban vetados en todas partes, ¡pero sus canciones eran muy, muy largas en comparación! Sin embargo, su álbum (en comparación con sus terrible directos... muy, muy descompasados unos de otros... como se puede ver en las filmaciones de "Decline") eran capaces de volarte el cerebro, pero de muchas formas también formaban parte de esa mezcla de "proto-hardcore".

Por supuesto, a principios de 1980 Keith dejó Black Flag (por varias razones), se juntó con Greg Hetson de Red Cross, y los Circle Jerks fueron la siguiente banda "de primer hardcore" o "proto-hardcore" de L.A.

Pero a finales de 1979 teníamos lo siguiente: Black Flag, Angry Samoans, The Crowd y Red Cross (y más o menos los Germs). Las primeras grabaciones de cada una de esas bandas aparecieron en diferentes momentos porque Red Cross y The Crown estaban financiados por Poshboy y Siren y Beach Blvd los editaron. Nuestro 12" de seis canciones, "Inside My Brain", era auto-financiado y lo promocionamos nosotros mismos, así que finalmente se grabó en la primavera de 1980 y se editó en octubre de 1980, al mismo tiempo que "Group Sex" de Circle Jerks, la BSO de la película "Decline" y el nuevo 12" de Black Flag: JEALOUS AGAIN. Nosotros habíamos compuesto un montón de material potente para un álbum completo, pero carecíamos de los fondos para grabar y mezclar más de 6 canciones en nuestro propio sello. Tampoco se nos había ocurrido utilizar las 6 canciones inéditas de finales de 1978 de "I´M IN LOVE WITH YOUR MOM", una demo que habíamos grabado ese año, aunque más tarde usamos tres de las mismas para completar el LP "Inside My Brain", algo que me doy cuenta de que podíamos haber hecho antes.

Cualquiera que hable idioteces sobre DC o sobre donde sea, sé que está como una auténtica cabra: finales de 1979, LA, es donde empezó el hardcore o "proto-hardcore". ¡Estuvimos allí y vimos a esas bandas! Por supuesto, FEAR no tiene nada que ver con los rápidos tempos "hardcore", pero sus conciertos en directo eran universalmente conocidos como los de la mejor banda de punk en vivo de toda California... aunque tristemente sus grabaciones eran más flojas, sólo los pedazos en directo de "Decline" son capaces de indicar bastante bien lo poderosa que era esa banda antes de que Derf los dejase ¡y después nunca volvieron a sonar igual! De todos modos, la etiqueta "hardcore" no llegó hasta más tarde (1981). En ese punto de partida todas las bandas eran creativas e innovadoras de diferentes maneras, no trataban de encajar su música en un "género" estrictamente definido de forma un poco estúpida, tal y como terminó siendo el hardcore. Me parece casi tan inútil como etiquetar a un grupo como "rockabilly" después de 1959, es decir, son estilos musicales con normas y formatos rígidos después de una explosión inicial de creatividad (y de bandas), pero que luego va disminuyendo.

Se debería tener en cuenta que en el verano de 1979 cambiamos nuestro sonido para hacer temas más cortos y rápidos, y que SÓLO fue posible porque habíamos enganchado al mejor guitarrista de punk disponible de todo el área de Los Ángeles: PJ Galligan, de Ventura, que acababa de disolver su banda T.U.M.O.R.S. Si él no hubiese tocado esa guitarra rítmica punky, la más ardiente que he escuchado en mi vida, nos habría resultado imposible conseguir el nivel de energía y ritmo que conseguimos a partir de septiembre de 1979.
LUCY: ¿Habéis sido capaces de hacer algo de dinero tocando "punk rock"? ¿Qué pasa con todas esas versiones tan "cool" que se pueden escuchar en algunos sitios?

METAL MIKE: Créetelo o no, pero en los seis últimos años nos han pagado 50.000 dólares de derechos editoriales (via Bug Music) y otros 22.000 dólares (por parte de Triple X). Si arrojas al montante los 9.000 dólares iniciales adelantados en 1990 por Triple X para reeditar nuestro catálogo, te dará un total de 80.000 dólares. (Triple X lleva mucho tiempo pagándonos derechos por el contrato. Desde marzo de 1999 hasta la actualidad nos han pagado hasta el último centavo). Nosotros somos los propietarios de todos los derechos de edición (Bug se queda con el corte estándar del 10%), y siempre han sido dueños de nuestros masters en virtud de haber pagado todos los costes de grabación desde el primer día. De las versiones de los Samoans realizadas por las grandes discográficas, las de Foo Fighters, Mudhoney y Muffs aparecieron en alguno de sus álbumes o en caras B que no equivalen a que podamos ver una cantidad sustancial de ventas / activos. Pero el "Lights Out" de los Mighty Mighty Bosstones (que apareció dos veces, en el Ska Core ep / cd, y en su potente disco en directo de 1998), durante estos seis años ha generado entre 30.000 y 35.000 dólares, dinero fácil... ¡no está mal para una banda (la nuestra) que siempre fue una "banda de fin de semana" desde el primer día!

Es fácil que el single de The Queers con “My Old Man’s a Fatso” contenga la mejor versión de los Samoans. Hay otras buenas, como la de los Muffs y la de Mudhoney, y alguna de una oscura banda indie. Me deja estupefacto que ningún grupo de hard rock estúpido haya (ralentizado y) versioneado "Right Side of My Mind" en uno de sus álbumes multi-platino, dándonos de esa forma el dinero suficiente como para retirarnos para siempre. ESA es la canción que siempre esperas que será carne de versión, su riff es prácticamente indestructible. Dionysus Records son unos idiotas, porque nunca nos enviaron una copia de la versión del 7" de Teengenerate, ni siquiera como compensación por no pagarnos los derechos por editarlo (que suele ser el caso con las pequeñas discográficas indies). 

Los Angry Samoans también somos capaces de hacer una buena versión. Ahí tienes "Time Has Come Today."

LUCY: ¿Te divierte escribir letras ofensivas? Eres muy bueno haciéndolas.

METAL MIKE: Creo que BACK FROM SAMOA es nuestro mayor logro en cuanto a contenido ofensivo. Sin embargo la letra de "Homosexual" me parece un fallo, porque me temo que se suponía que debía ofender a TODO EL MUNDO. Y no resulta lo suficientemente ofensiva. Fue reescrita completamente la noche anterior al día que tenía que grabar las voces, y un montón de frases de lo más divertidas se perdieron durante el proceso, frases que nos hicieron hecho reír mucho mientras las estábamos escribiendo.

AÚN sigo orgullo de “screw your wife in the behind, tell your kids ..."

Vagamente puedo recordar una estrofa en la que decía “John the Beatle was a queer/ Brian [Epstein] screwed him in the rear/ Darby Crash he’s a man/ If he can’t blow you no one can.” Los comentarios sociales maduros siempre fueron el punto fuerte de los Angry Samoans.

BRAD: ¿Cómo conseguísteis que Lee Ving [de Fear] os produjese INSIDE MY BRAIN?

METAL MIKE: No estoy seguro de por qué se nos ocurrió reclutar a Lee Ving para BRAIN... supongo que la mayoría de las grabaciones siempre tenían un "productor" que aparecía listado, ¿por qué no tener un anti-productor? La función principal de Lee terminó siendo la de un sargento del ejército, siempre puesto en pie detrás de la consola de grabación de SPOT, tan formidable como siempre. Ni nos peleamos ni nos fuimos cada uno por nuestro camino, algo que siempre era una posibilidad en los Samoanos, así que supongo que Lee hizo su trabajo de forma admirable. Alrededor de las dos de la mañana, después de por lo menos 6 horas (de ensayo y más tarde grabación) Lee se largó, pensando que nos habíamos olvidado de matarnos unos a otros para entonces, y que estaríamos seguros durante un día más. Se perdió la última pista... 30 tomas abortadas e interminables de "Inside My Brain", porque nadie era capaz de tocar el riff de apertura (o su re-entrada) correctamente. Divertido, divertido, divertido. ¿Ves?, para eso es para lo que sirven los productores ¡para que te asusten y que toques bien tus cosas! Si hubiese estado el corpulento Lee de brazos cruzados recortándose detrás de la mampara, puedes apostar que Turner o PJ habrían conseguido tocar la canción a la primera toma. A las 3 de la mañana el batería Bill había recostado la cabeza sobre su caja, medio enfermo de la comida china de mierda que había comido a las siete... nos dijo: "¿por qué me habré unido a este maldito grupo?" Finalmente, de alguna forma terminamos por conseguirlo a las 4 de la mañana.

Nunca he sabido cómo fueron capaces los Beatles de grabar "Introducing the Beatles" en un solo día. Al final de nuestras ocho asquerosas horas, una sesión de seis canciones, nosotros ya ni hubiésemos sido capaces de tocar samba folk acústica en plan “Twist And Shout” para salvar nuestras vidas.
LUCY: ¿Cuáles son las canciones de los Samoans que te convierten en el más feliz de los punk rockers?

METAL MIKE: Creo que el set en directo (con unas 22 de las primeras originales y 8 versiones, de una duración de unos 45 minutes en total) funciona perfectamente. Tocar cada segundo en el escenario es un placer. De las grabaciones de estudio, mi top 5 personal podría ser: “My Old Man’s a Fatso,” “Gas Chamber,” “Lights Out,” “Ballad of Jerry Curlan” y “Right Side of My Mind.” “I’m in Love with Your Mom” era una canción de VOM, así que no me está permitido elegirla.

BRAD: ¿Tienes material no editado?

METAL MIKE: Me pasé una gran parte de mi vida escribiendo poco más de mil canciones, todas grabadas en cinta (en un período de cerca de veinticinco años). Sí, están todas en cinta, y se necesitaría a alguien con una jornada completa semanal de 40 horas, de 9 a 5, sólo para escuchar todas esas malditas cosas. Después de tocar en poco más de diez discos en total (empezando con un álbum en el instituto con uno de los fundadores de los Samoans, Kevin, en un grupo llamado Rockin´ Blewz en 1969, y luego en el VOM EP en 1978, cuatro álbumes de Angry Samoans en los años 80, el spin off de los Samoans titulado Mistaken en 1987, una buena grabación de una banda de garage de finales de los ochenta que nunca llegó a editarse con los Electric Koels (yo me ocupé de la batería) y que más tarde se convertirían en los Gargoyles, un EP de 6 canciones inéditas con el nombre de Sons of Mellencamp (que Gregg Turner se negó a firmar cuando Triple X le envió la hoja de contrato... ¿Te he mencionado ya que ese tipo era un idiota?), alrededor de tres discos de material (cerca de cuarenta canciones contando los singles) en los años 90 bajo los nombres de Metal Mike o Metal Mike, Alison & Julia, y algunas otras cosas con los Samoans que no soy capaz de recordar...) me importa una mierda si no vuelvo a ver mi nombre otra vez en una grabación. Ah, y si se trata de grabar a una banda de guitarras, lo digital no me gusta ni un pelo. Si fuesen a editarlas en ese maligno formato digital, hostil a todo lo que son guitarras, pasaría de escribir de nuevo la mayor parte de las canciones de los Angry Samoans, no me esforzaría ni un carajo.

Cuando te lleva más de treinta segundos recordar cada EP o disco en el que has tocado, tienes suficiente de todo lo relacionado con grabaciones para el resto de tu vida. Es fácil que exista un disco de fuerte hard rock grabado en 1973 por "Metal Mike" en una cinta de cassette de baja fidelidad, al estilo de los Stooges de 1973 (en el que habría sido mi último año en la Universidad). Si alguna vez alguien me presta las herramientas y el tipo correcto de radio cassette y CD-R, lo transferiré a digital para que algún amigo me lo remasterize. El nuevo CD-R gratis se llamaría: SUENA COMO LOS STOOGES. Nadie ajeno a mi pequeño círculo íntimo de amigos y familia ha vuelto a escuchar algunas de las mejores canciones que tengo compuestas antes de los años de punk rock de 1977. Escribí "Gas Chamber" y "Right Side of My Mind" en los años 1973 y 1976, respectivamente, años antes de que existiesen los Samoans.

LUCY: ¿Algunas últimas reflexiones?

METAL MIKE: Personalmente creo que de alguna forma Britney [Spears] es mucho más punk que lo que lo fueron los jodidos Dead Kennedys, y baila mucho mejor ¿no crees?

LUCY: Quizá Jello y Britney deberían casarse. “Britney Biafra”... eso sí que sería punk.

Muchas gracias por deteneros en Mystery Island.

---------------------------------------------------

*** Angry Samoans Special

No hay comentarios: